Mourinho declara que la tristeza de Ronaldo es algo "secundario" para él

stop

El técnico del Real Madrid pide "paz y tranquilidad" para Cristiano por parte de todos en estos momentos

Cristiano y el técnico, durante un partido | EFE

14 de septiembre de 2012 (17:39 CET)

José Mourinho ha dado la cara ante los medios de comunicación en estos momentos en los que la noticia más destacada de la actualidad madridista es la tristeza de Cristiano Ronaldo. El técnico ha negado tener responsabilidad alguna sobre el estado anímico de sus jugadores, pero que si su compatriota "está triste y juega como juega, mejor". Además, ha añadido que la tristeza del crack es algo "secundario". Eso sí, ha pedido "paz y tranquilidad" para el delantero por parte de todos en estos momentos.

"Si está triste y juega como juega, para mí perfecto", ha contestado. "Trabaja a tope, juega a tope, siempre es jugador de equipo, solidario, ejemplar en el aspecto disciplinario. No me tengo que preocupar de cosas que son secundarias", ha comentado ante los medios.

Cuestiones psicológicas

El entrenador ha echado en cara a la prensa el doble rasero empleado en los medios cuando las cosas van bien y cuando van mal. "Sólo tengo pocas responsabilidades en el rendimiento positivo y muchas, en el negativo. Como Ronaldo sólo juega bien desde hace dos años, el 99% es su mérito, y el 1% es mío". Sin embargo, ha recriminado a los periodistas que cuando algún futbolista juega mal, el único culpable es él mismo. "Soy entrenador de fútbol. Mis responsabilidades son el rendimiento deportivo y el equilibrio económico del club", ha sentenciado.

En cuanto al mal inicio del equipo en Liga (4 puntos de 9) ha destacado que "los aspectos mentales y psicológicos son los que pueden marcar la diferencia". Asimismo, sus "ambiciones" son "los resultados y un gran nivel de juego". De todos modos, ha recordado la pasividad de la plantilla en los primeros partidos: "Los rivales han estado demasiado cómodos ante un equipo al que podían ganar", algo que jamás ha distinguido a sus conjuntos. Al contrario. "Estamos juntos y seguro que volveremos a ganar", ha matizado.

Finalmente, y tras recordar que la Supercopa de España es el "trofeo menos importante de los cuatro", también ha hablado del partido en Sevilla. Como siempre, ha advertido del peligro del equipo de Míchel y ha dejado en el aire la posibilidad de poner a Essien en el once inicial. "A ver si las camisetas verdes son buenas", ha finalizado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad