Los clubes vascos de la ACB, los más castigados por la crisis

stop

El Bilbao, el Baskonia y el Guipuzkoa han perdido potencial deportivo tras disminuir drásticamente sus presupuestos

Los jugadores del Bilbao Basket, abatidos tras una derrota, durante la pasada temporada | EFE

25 de octubre de 2014 (23:04 CET)

Los clubes vascos de la ACB son los más castigados por la crisis. El Baskonia, el Bilbao y el Guipuzkoa sobreviven con una economía de guerra después de varios años de esplendor.

El Bilbao es el club con más problemas económicos. La pasada temporada, sus jugadores denunciaron los impagos de la entidad y la ACB excluyó al equipo de la máxima competición. Sólo una resolución judicial evitó la sentencia de un club que alcanzó sus mayores gestas en 2011 (subcampeón de la ACB) y 2013 (Eurocup) antes de su desmoronamiento. Gorka Arrinda, consejero delegado, no supo gestionar el crecimiento de un club que 8.000 abonados que cada semana llenaban las gradas de Miribilla (10.000 espectadores).

El Bilbao presentó el pasado verano un presupuesto de 3,8 millones de euros para la actual temporada. Un año antes, el club vizcaíno tenía un presupuesto de 5,5 millones. En 2010 era de 10 millones.

Las reducciones de Querejeta

Menos agobios económicos padece el Baskonia, pero el club vitoriano asume que ya no puede desafiar a los dos grandes colosos del baloncesto español: el FC Barcelona y el Real Madrid. Campeón de la Liga ACB en tres ocasiones (2002, 2008 y 2010), el club que preside Josean Querejeta tiene un presupuesto de 10 millones de euros para esta campaña, cinco millones menos que hace dos años.

El Baskonia ha vendido a sus jugadores más emblemáticos en los últimos años por falta de liquidez. Huertas, Oleson, Lampe y Pleiss han fichado por el Barça y Bjeliça fue traspasado al Fenerbahçe ante la imposibilidad de asumir sus fichas. El Buesa Arena, ampliado hasta las 15.500 plazas en 2012, vive tiempos difíciles. De resignación.

El Guipuzkoa, el tercer club del País Vasco, también ha perdido potencial económico y deportivo. El club donostiarra y el Manresa tienen el presupuesto más bajo de la Liga ACB: 2,1 millones de euros. Hace un año, el Guipuzkoa superaba los tres millones.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad