Los argumentos del Real Madrid tampoco indultan a Sergio Ramos

stop

El Comité de Apelación mantiene la sanción de cinco partidos para el defensa internacional

Sergio Ramos se ejercita en presencia de Mourinho

18 de enero de 2013 (13:16 CET)

No hay marcha atrás. Sergio Ramos, defensa del Real Madrid, cumplirá la sanción de cinco partidos entre Liga y Copa por llamar "sinvergüenza" a Ayza Gámez, el colegiado que dirigió el encuentro de Copa entre los de blanco y el Celta correspondiente a la vuelta de octavos de final. El Comité de Apelación ha desatendido los argumentos del Real Madrid, que presentó recurso.

El club de Concha Espina entiende que la falta que Ramos le hizo a Augusto Fernández y que le costó la segunda cartulina amarilla, y los insultos posteriores al colegiado, formaban parte de una infracción "continuada" y que solo merecía una sanción. Sin embargo, Apelación mantiene que son dos acciones diferentes.

Firmes

"Apelación se ha limitado a aplicar, en la presente ocasión, la sanción prevista en el artículo 94 del Código Disciplinario de la RFEF, por insultos al árbitro, en su mínimo absoluto de cuatro partidos. Con ello se refrenda, una vez más, la aplicación de la reforma introducida en el Código Disciplinario para reforzar, por mandato de la Asamblea General de la RFEF, el necesario principio del respeto a la actuación de los árbitros", dice la sentencia.

"Negamos que el arrepentimiento del jugador, que invoca el club recurrente, pueda ser calificado de espontáneo, a los efectos de estimar la atenuante recogida en el artículo 10.a) del Código Disciplinario de la RFEF que se cita como infringido. Siempre se ha considerado que la nota de  espontaneidad requiere una acción propia del jugador encaminada a compensar, de forma inmediata, los efectos de su vituperable conducta, y que lo espontáneo excluye lo pensado fríamente, con horas de intervalo, que no se especifican en el recurso, donde simplemente se nos dice que el arrepentimiento se hizo público mediante Twister (sic)", prosigue el escrito.

Ramos ya se ha perdido los dos últimos encuentros (de Liga, ante Osasuna, y de Copa, ante el Valencia), y todavía verá los tres siguientes desde la grada:la vuelta de cuartos de Copa ante el Valencia y los de Liga ante el Valencia y Getafe. Al defensa le queda un último recurso, ante el Comité de Disciplina Deportiva, pero difícilmente ejercerá esa opción.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad