Léster Morgan, espejo de Keylor Navas

stop

El portero costarricense en el que se mira el jugador del Real Madrid, se suicidó en 2002 de un balazo en la cabeza

Juan Carlos Pasamontes

Foto del Herediano y una intervención de Léster Morgan, el portero en el que se inspira Keylor Navas
Foto del Herediano y una intervención de Léster Morgan, el portero en el que se inspira Keylor Navas

12 de octubre de 2015 (09:38 CET)

Lunes, 21 de septiembre. Keylor Navas acude a los estudios de la Cadena COPE, esa noche es el protagonista indiscutible de El Partido de las 12. El B-29 de Joseba Larrañaga bombardea al portero del Real Madrid con preguntas incisivas, personales y medio pensionistas. De su vida personal, de su etapa en el Levante, de cómo vivió las horas previas al no fichaje de David de Gea, de su relación con Iker Casillas, de sus creencias religiosas… Interviene en el programa su madre, su mujer, el presidente de Costa Rica… En un momento de la entrevista alguien pregunta sobre los guardametas que más han influido en su carrera deportiva. Y Keylor Navas responde tajante: "En Costa Rica me gustaba un portero que ya murió, Léster Morgan, afuera, siempre seguí a [Gianluigi] Buffón". Del legendario portero de la Juventus se sabe todo. Pero ¿y de Léster Morgan?

Léster Morgan Suazo brilló en el Sport Herediano, equipo de la ciudad cafetalera de Heredia, próxima a San José, capital de Costa Rica, y uno de los clubs más importantes y que más títulos ha logrado en su país. Antes de enfundarse los guantes, probó suerte como delantero y medio centro, sin éxito. Ágil y con reflejos, sus mejores cualidades como portero resaltaban a la hora de atajar penaltis, virtud futbolística que ha heredado Keylor Navas, humilde y sencillo como su compatriota desaparecido. Aunque en dos cosas no se parecen ambos porteros. Léster era un jugador propenso a las lesiones, no así Keylor. Y mientras Morgan tenía una inclinación irrefrenable por las mujeres, Navas, en cambio, es tremendamente familiar. En este sentido, dos polos opuestos.

Siempre a la sombra de Lonnis

Estaba considerado como un portero de futuro. Léster Morgan alcanzó su mayor éxito deportivo con la selección juvenil que se clasificó para el Mundial de Catar de 1995, donde Costa Rica quedó apeada en la fase de grupos junto con Alemania. También formó parte del combinado nacional que disputó la Copa América de 2001 y el Mundial de Corea y Japón de 2002. Siempre a la sombra de Erick Lonnis, portero titular y capitán de la selección costarricense.

Léster Morgan debutó en Primera División con la UD Guanacasteca, el 10 de septiembre de 1995, frente al CD Belén Siglo XXI (1-3). Disputó 65 minutos. Su último partido en la división de honor de Costa Rica fue con el CS Herediano, el 18 de agosto de 2002, frente a su máximo rival, el CS Cartaginés (3-2). Aquel día, Léster Morgan paró un penalti y como era habitual en él tuvo que ser sustituido en el segundo tiempo a causa de una lesión de rodilla. Siempre estuvo ligado al equipo florense –apodo del Herediano–, salvo una temporada que jugó con el Venados de Yucatán [1999-00], equipo de la Segunda División de México con aspiraciones de ascenso. No se logró y Léster Morgan se vio obligado a regresar a Costa Rica. El equipo mexicano se disolvería en 2001.

"Pronto van a estar hablando de mí"

A finales de octubre de 2002 el guardameta costarricense alquiló, o le dejaron, una cabaña en el cantón de San Rafael, en la provincia de Heredia. Apuraba los días para retornar al equipo después de tres meses parado. "Voy a volver a jugar y pronto todos van a estar hablando de mí. Me van a ver volando en el marco", declaró a la prensa tras un entrenamiento en el que aún no había tenido contacto con el balón. Detrás de su optimismo, sin embargo, subyacía un drama personal, una angustia obsesiva, desgraciada, fatal, dramática. Irreparable.

El 1 de noviembre, viernes, su compañero y amigo Donald Carvallo, preocupado porque aquella mañana no había ido como todos los días al estadio Eladio Rosabal Cordero, acudió al refugio de montaña y lo halló muerto. Se había pegado un tiro en la sien. Tenía el arma en la mano izquierda. Léster Morgan dejó un vídeo y cinco cartas dirigidas a amigos y familiares, explicando las razones de su desesperada decisión. En las misivas, el futbolista explicaba que el motivo del suicidio había sido las pensiones alimenticias que debía pagar a su hijos, las cuales le agobiaban. Al parecer, tres mujeres le llevaban a maltraer. Contaba sólo 26 años.

Léster Morgan Suazo, nacido el 2 de mayo de 1976 en el cantón de Santa Cruz, Guanacaste, al noroeste del país, disputó 185 partidos en Costa Rica, recibió 213 goles, fue expulsado tres veces y detuvo siete penaltis. El vacío dejado por el portero tico parece que lo ha ocupado ahora uno de sus mayores admiradores: el guardameta del Madrid, Keylor Navas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad