La Liga veta la inscripción de la Lliga Catalana de Futbol Professional en el registro

stop

El organismo que preside Javier Tebas denunció la acción de la Federación Catalana de Fútbol ante la Oficina de Patentes y Marcas por plagio

Víctor Malo

Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol Profesional, y Andreu Subies, presidente de la Federación Catalana de Fútbol
Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol Profesional, y Andreu Subies, presidente de la Federación Catalana de Fútbol

27 de septiembre de 2015 (21:23 CET)

Nueva polémica nacionalista relacionada con el deporte. La Federación Catalana de Fútbol impulsó hace algunas semanas la inscripción ante la Oficina de Patentes y Marcas una liga catalana de fútbol bajo el nombre de Lliga Catalana de Futbol Professional en clave de futuro; es decir, en previsión de una posible independencia. La Liga de Fútbol Profesional, al ser informada sobre esta situación, vetó la posibilidad.

El organismo que preside Javier Tebas no se ha pronunciado públicamente sobre esta cuestión porque sus relaciones con la FCF son buenas. Sin embargo, el dirigente, que se ha confesado en numerosas ocasiones a favor de la unidad de España, no dudó ni un segundo a la hora de denunciar este intento de inscripción a la Oficina de Patentes. El argumento que utilizó la LFP fue el del parecido del nombre Lliga Catalana de Futbol Profesional con Liga Nacional de Fútbol Profesional, patentada desde hace muchos años.

Los argumentos de la FCF

Desde la FCF han explicado a GOL que no se actuó por una cuestión política o independentista, simplemente para "defender el deporte catalán, en previsión de un hipotético futuro". "La LFP está en su derecho a denunciarlo y por nuestra parte no hay voluntad de confrontación, ni con la Liga, ni con la Federación Española", argumentan.

"Confeccionamos una lista con 64 posibles nombres, de los que presentamos 19 ante el registro de marcas y patentes para inscribirlos y solamente nos han denegado esta por el parecido que tenía con el nombre de la LFP. Simplemente queríamos blindar unos determinados nombres que nos interesa tener, pero nuestras relaciones con la LFP son cordiales y nuestra actuación nunca ha sido política, nuestro interés es puramente deportivo", remarcan.

La máxima categoría catalana es amateur

El aspecto que llama la atención es que la categoría de más nivel en el fútbol catalán es la Primera Catalana, una competición considerada amateur. Es decir, no hay ninguna categoría de fútbol profesional que dependa de la Federación Catalana de Fútbol, lo que constata que la idea de inscribir una Lliga Catalana de Futbol Professional tenía una lectura en clave de futuro,para prevenir el supuesto de que Cataluña se independizase.

En relación a la semejanza de esta actuación con los postulados que defiende el movimiento Guanyarem, en la FCF aseguran que no tiene nada que ver: "La finalidad de Guanyarem sí que tiene una interpretación política y lucha por conseguir la oficialidad de las selecciones catalanas. Nosotros simplemente representamos una realidad que se vive en Cataluña, pero somos tanto de los que están a favor como de los que están en contra". 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad