La Generalitat compra Boí Taüll

stop

El Govern compra los activos de Promocions turístiques de la Vall y ya controla seis estaciones de esquí

Estación de Boï Taüll

23 de diciembre de 2014 (18:16 CET)

La Generalitat es el nueva propietaria de la estación de esquí Boí Taüll tras aprobar el Govern la adquisición de los activos de la empresa Promocions turístiques de la Vall.

La empresa pública Avançsa, según ha informado la Generalitat a través de un comunicado, adquirirá el crédito que Promocions Turístiques de la Vall tenía con el Institut Català de Finances (ICF) por 7,3 millones de euros. A esta cantidad se suma la compra por valor de un millón de otros activos necesarios para el funcionamiento de la estación.

La Generalitat asegura que esta operación permitirá mantener la actividad en las instalaciones, situadas en la Alta Ribagorça (Lleida), y garantizar todos los puestos de trabajo. En su comunicado, la institución pública argumenta que la estación de esquí es el principal activo económico de la comarca.

Plan de negocio para modernizar la estación

La anterior empresa propietaria de la estación de esquí, Promocions Turístiques de la Vall, se encargará de su gestión en los próximos cinco años a través de un contrato de arrendamiento que incluye una opción de compra al terminar dicho periodo.

Avançsa y Promocions Turístiques de la Vall se comprometen a elaborar un plan de negocio para modernizar la estación en los próximos cinco años.

La Generalitat también es propietaria de las estaciones de La Molina, Vall de Núria, Espot, Port Ainé y Vallter 2000, a través de la empresa pública Ferrocarrils de la Generalitat de Ctalunya (FGC).

Hace un año, l'Associació Catalana d'Estacions d'Esquí i Activitats de Muntanya informó de que la inversión de las estaciones de esquí catalanes había caído 30 millones desde 2010. Entonces, la inversión fue de 36 millones y en 2013 fue de casi seis millones.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad