La FIFA prohibirá los fondos de inversión a partir del 1 de mayo

stop

El organismo que preside Joseph Blatter también eliminará las 'cláusulas del miedo'

Doyen intervino en el fichaje de Jan Oblak por el Atlético

23 de diciembre de 2014 (00:00 CET)

La FIFA eliminará los fondos de inversión en el fútbol a partir del 1 de mayo de 2015, según los últimos acuerdos adoptados por el comité ejecutivo del organismo que preside Joseph Blatter durante la pasada semana en Marruecos.

Blatter, presionado por Michel Platini, presidente de la UEFA, se ha comprometido a frenar la irrupción de los fondos de inversión en el mundo del fútbol.

La FIFA, no obstante, autorizará los contratos ya existentes hasta la finalización de su actual alianza.

Grupo Doyen

La FIFA prohibirá que la propiedad de los futbolistas esté en manos de grupos o fondos de inversión. Uno de los más poderosos es el Grupo Doyen, propietario de Radamel Falcao, futbolista colombiano del Mónaco que anteriormente jugó en el Atlético de Madrid. Diego Pablo Simeone, entrenador del equipo rojiblanco, también cedió sus derechos de imagen al citado grupo de inversión, que intervino en el fichaje del portero Oblak por el club que preside Enrique Cerezo.

Doyen es un fondo con sede fiscal en Malta y representado en España por el exfutbolista del Atlético Juanma López. En España, entre otros equipos, también ha hecho negocios con el Sevilla, el Getafe, el Sporting y el Zaragoza.

Los fondos de inversión, inicialmente, fueron un recurso que adoptaron los clubes suramericanos. Inyectaban dinero en las entidades deportivas a cambio de los derechos de sus activos más importantes y susceptibles de ser traspasados a corto o medio plazo.

Más de 1.100 futbolistas

A finales de 2013, había más de 1.100 futbolistas en Europa reconocidos como "propiedad de terceros" (Third-party Ownership). Según KPMG Asesores, el valor acumulado de los futbolistas fichados por los fondos de inversión también superaba los 1.000 millones de euros, un 5,7% del valor total de los fichajes realizados en 10 países.

La FIFA, por otra parte, también desactivará las llamadas "cláusulas del miedo" que impiden que un futbolista cedido a un equipo pueda jugar contra el club que posee sus derechos. Esta norma se aplicó en las semifinales de la pasada Champions entre el Atlético de Madrid y el Chelsea. Courtois, entonces portero del Atlético, pudo jugar contra el club londinense, propietario del futbolista belga.