La directiva de Rosell no ejecutará los avales de Laporta

stop

El presidente del Barça descarta la creación de una grada de animación y sólo asume que falló la comunicación con los mossos

img mbigas 20170110 144935 imagenes lv terceros foto 318[1]_970x515

04 de marzo de 2013 (21:27 CET)

La directiva del FC Barcelona, presidida por Sandro Rosell, anunció este lunes que no pedirá finalmente la ejecución de los avales, de casi 24 millones de euros, a la directiva que encabezaba Joan Laporta entre 2006 y 2010. "No tenemos ninguna legitimación para ejecutar los avales. La legitimidad corresponde al socio Vicenç Pla, pero la tendencia mayoritaria de la junta directiva sería la de no ejecutar esta sentencia si fuera una competencia nuestra", manifestó Rosell en la rueda de prensa posterior a la reunión de la junta. Le acompañó Toni Freixa, portavoz del club.

Rosell, quien aseguró que "nunca" ha hablado con Pla, garantizó que la actual directiva "seguirá avalando" en los próximos ejercicios y negó que hubiera cambiado de opinión en las últimas semanas. El presidente del Barça, asimismo, cifró en 3,1 millones de euros las facturas por espionaje emitidas por la anterior directiva y que salpicaron al exvicepresidente económico, Ferran Soriano, y al ex director general del club, Joan Oliver.

Más medidas de seguridad


El máximo dirigente del Barça también se refirió a los incidentes del último Barça-Madrid de Copa en los que un aficionado barcelonista lanzó una bengala contra hinchas del equipo blanco. Manifestó que la actual directiva nunca ha vendido entradas a aficionados violentos y descartó taxativamente la creación de la grada jove que prometió hace dos años y medio. Rosell, asimismo, anunció que el club extremará las medidas de seguridad en los próximos partidos y recalcó que su único error fue no comunicar a los mossos d'esquadra que en los últimos partidos se vendieron 110 entradas a 10 euros a distintos colectivos de animación.

"Es una lástima, pero no podemos tener una grada de animación en nuestro estadio", expuso Rosell. "En la campaña electoral nos reunimos con todos los grupos de animación y había un miembro de los Boixos Nois, pero todos asumieron la tolerancia cero con las actitudes violentas. Estas 110 entradas por partido sólo se han vendido a personas que rechazan la violencia", añadió el presidente del Barça, quien defendió su voluntad y decisión de "hablar con todos los socios del club".

Rosell, que siempre justificó su apuesta por una grada de animación durante la campaña electoral de 2010, recalcó: "Quisimos hacer unas pruebas y posiblemente cometimos un error al no comunicarlas a los mossos d'esquadra". "Seguramente nos hemos equivocado en el proceso, pero algunas personas no nos han ayudado", agregó, sin aclarar su última sentencia y antes de anunciar que el club "aumentará las medidas de seguridad, aunque nuestro estadio es considerado el más seguro de España. También queremos serlo de Europa y del mundo".

Esperará a Vilanova el tiempo que haga falta

Freixa también anunció que el Barça realizará la próxima pretemporada en Asia y que el club ya tiene concertados tres partidos amistosos en Shanghai (4 de agosto), Bangkok (7 de agosto) y Kuala Lumpur (10 de agosto).

Durante una comparecencia que se prolongó durante casi una hora, Rosell también analizó el mal momento deportivo del equipo e informó del estado de salud de Tito Vilanova. "Tiene muchas ganas de regresar y nosotros de que vuelva", dijo el presidente del Barça. "Es normal que un colectivo acuse la falta de un líder. Si no superamos al Milan en la Champions, el mundo no se hunde otra vez", remarcó.

"Esta junta directiva ha ratificado a Tito Vilanova como entrenador del Barça hasta que vuelva, sea cuando sea. Aquí no se mueve nadie hasta que vuelva Vilanova, aunque nos cueste todos los títulos de la temporada. El gran éxito de esta temporada será el regreso de nuestro entrenador", insistió Rosell, quien envió un mensaje de tranquilidad y optimismo a la afición tras las últimas derrotas contra el Milan y el Real Madrid.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad