La Bundesliga sí prioriza al aficionado

stop

Los alemanes están experimentando un crecimiento imparable en juego, ingresos y satisfacción

El jugador del Bayern de Múnich Holger Badstuber | Bundesliga

25 de agosto de 2012 (17:00 CET)

Este viernes se inició la liga de fútbol alemana, seguramente la única en toda Europa que puede presumir de modelo de gestión. Con un fútbol cada vez más ofensivo, cuyos máximos exponentes son Bayern Múnich y Borussia Dortmund, la Bundesliga también se supera, un año más, en aspectos como la recaudación de ingresos, la venta de entradas y el consecuente aumento de aficionados en los campos.

Asimismo, tiene a su favor un aspecto envidiable para el resto de campeonatos de máximo nivel: todos sus clubes están saneados. Es más, a penas tienen deuda, según recoge el diario El País. Mientras que, en países como España, no hay ninguna entidad libre de endeudamiento, y los concursos de acreedores abundan entre los equipos protagonistas de la LFP.  En Alemania, hace más de 50 años que un club no entra en concurso de acreedores.  

La importancia de los aficionados

Una de las claves del éxito de la liga alemana es el papel principal que se otorga al espectador de fútbol. Los horarios y los precios son adecuados a las necesidades de los hinchas, cosa que también dista mucho de lo que ocurre en el fútbol español, donde los intereses de las televisiones tienen a su merced tanto a los clubes, como a la propia afición. Por eso mismo, los precios de las entradas no son nada elevados (alrededor de 30 euros), y los 306 partidos que engloba el calendario alemán ya están definidos con exactitud. Como consecuencia, unos aforos casi completos.

En la temporada 2011/12 se volvió a romper el récord de asistencia a los estadios, con un total de 482.495 entradas vendidas, y una media de 44.293 espectadores. Un 5% por encima de la temporada pasada. Así lo explica el defensa central del Bayern de Múnich Holger Badstuber: "En ningún país del mundo se agotan con tanta frecuencia las entradas de los estadios. Hay mucha emoción para el público". 

Cifras que hablan por sí solas

Un estudio de la consultora Ernst & Young asegura que un 57% de los equipos que conforman la Primera y la Segunda División alemana registraron beneficios durante la temporada pasada. En los últimos cuatro años, los ingresos generales de la liga bávara han crecido en un 24%, y la reducción de la deuda ha sido sustancial.

Otro aspecto que ayuda en la igualdad y el buen devenir de la Bundesliga es la diferencia entre el club que recibe más ingresos por salir en televisión y el que menos. En proporción a lo que ocurre en España, la variación es escasa. Mientras el conjunto mejor pagado (Bayern de Múnich) cobró 28 millones a lo largo del curso pasado, el que menos recibía (Colonia) se adjudicó 14 'kilos'. Unos ingresos que subirán en un 52% durante los próximos cuatro años.

En definitiva, una gestión impecable que tiene contentos a los aficionados, a los clubes, a los dirigentes de la liga y a las televisiones. De manera inexplicable, parece que allí todos salen ganando. En cambio, en otros rincones de Europa, unos y otros se tiran de los pelos.

Síguenos en Twitter: @diarioGOLcom y @VMalo8

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad