Jurado: "El presidente del Spartak nos visita con siete guardaespaldas y tres metralletas"

stop

El jugador español del equipo de Moscú explica el funcionamiento del fútbol ruso en una entrevista en Diario Gol

José Manuel Jurado consulta Diario Gol

27 de abril de 2015 (00:00 CET)

José Manuel Jurado (Sanlúcar de Barrameda, Cádiz, 29 de junio de 1986) es uno de tantos jugadores que salen del Real Madrid en busca de las oportunidades que no tienen en el primer equipo. En la Fábrica, dice, le educaron como persona y le formaron como futbolista, pero no tuvo la confianza de los técnicos, ni la paciencia necesaria para hacerse un hueco entre los Zidane, Beckham, Ronaldo, Guti y Raúl. Buscó minutos en el Atlético, en el Mallorca y en el Schalke 04, antes de aterrizar (2012) en el Spartak de Moscú, donde tiene contrato hasta 2017.

El Spartak no es, precisamente, la referencia mundial de la cantera. El primer equipo, sin embargo, cuenta con seis futbolistas que han salido de las categorías inferiores, y sólo nueve componentes de la plantilla tienen nacionalidad rusa.

 José Manuel, ¿cómo cuida la cantera el Spartak de Moscú?

Estamos muy cercanos al segundo equipo. Aquí hay como dos filiales, algo así como el Castilla y el Tercera División del Real Madrid. Son el Spartak-2 y el filial. Están bastante bien, a punto de subir a la Primera División, que es como la Segunda División española. No conozco cómo funcionan las categorías inferiores, pero sé que la mayoría de los jugadores de la cantera vive en la ciudad deportiva, porque está alejada de Moscú y muchos optan por quedarse allí.

¿De dónde salen los ingresos de los clubes en Rusia?

Sé que hay patrocinadores importantes. Por ejemplo, Gazprom [empresa de gas] patrocina al Zenit. Nosotros tenemos otro patrocinador del mundo del petróleo [Lukoil] gracias a la mediación del presidente [Leonid Fedun posee el 9,2% de las acciones], que también tiene un banco por aquí.

Fedun es uno de los 300 hombres más ricos del mundo. Posee una fortuna superior a los 5.000 millones de euros, según las últimas estimaciones. En 2004 compró el Spartak y, posteriormente, se convirtió en uno de los dueños del IFD Kapital Group.

¿Cómo es la relación con el presidente?

Aparece dos o tres veces al año para dar alguna charla, pero poco más. Cada vez que veo al presidente viene con siete guardaespaldas y tres hombres armados con metralletas. Nos reúne en la ciudad deportiva o en la sala de prensa del estadio después de algún partido. El presidente está bien considerado aquí, nunca he escuchado lo contrario.

¿Los pagos los lleva al día?

Sí, eso bien.

He leído que tiene una ficha de 3,5 millones de euros, ¿cobra en euros o en rublos?

Es mentira. Ojalá cobrase eso. Me pagan en rublos. Me dijeron que no me podían pagar en euros.

¿Cuántos impuestos paga en Rusia?

Un 13%. Cobro todo en neto.

¿Cuál es su situación legal en España?

Soy residente fiscal en Rusia y en España pago los impuestos de patrimonio, pero eso lo llevan mis agentes.

¿Con qué patrocinadores personales cuenta?

Ahora mismo, con ninguno. Estaba con Adidas pero acabé contrato en verano. Este año estoy sin nada. No me volvieron a llamar.

¿Cada cuánto cambia de botas?

Cuando lo necesito. Las marcas nunca me han dicho que tuviera que cambiar de botas por marketing. Tengo cuatro o cinco pares de botas, pero no suelo destrozarlas mucho, me duran bastante.

Hablando de botas, ¿qué fútbol, de los tres que ha probado, se adapta más a su juego?

La verdad es que la Liga (España) y la Bundesliga (Alemania). He estado a gusto y me he sentido bien en los dos campeonatos.

¿Y qué le pasa con el fútbol ruso?

Hay muchos factores que no ayudan mucho, como el clima. Las condiciones del terreno de juego son muy malas y no puedes disfrutar, ni hacer tu fútbol, porque el césped está tan mal que no puedes conducir la pelota, hacer un control o jugar de primeras, poner el pie de apoyo con la seguridad de hacer un buen pase... Son una serie de factores que te condicionan mucho.

¿Cómo definiría las tres ligas en las que ha jugado?

De la Liga diría que es la de más calidad, de posesión de la pelota, más pausada. La Bundesliga es más efectiva, ida y vuelta, que no pare el ritmo, que no pare el juego. Y la Premier rusa, no sabría cómo decirte... también muy pausada, muy lenta, el ritmo es muy lento también porque las condiciones del terreno de juego no son buenas... no se puede hacer gran cosa.

¿Los métodos de entrenamiento son muy distintos en Rusia?

Cuando llegué aquí con [Unai] Emery y preparadores físicos españoles era como entrenarme en España pero en Rusia. Cuando ellos se fueron, todo cambió. Ahora, con el entrenador turco cambia todo un poco. No hacemos mucho físico, no hacemos muchas cargas, apenas tocamos gimnasio. Yo me he encontrado mejor físicamente cuando he trabajado con españoles que ahora. Por suerte las lesiones me han respetado bastante hasta ahora.

¿Cómo es la relación en Rusia entre los futbolistas y la prensa?

Con la prensa aquí nunca trato, porque no nos entendemos y no hay periodistas que hablen en español. Los extranjeros no contamos con traductor para ofrecer entrevistas, ni ruedas de prensa. No será muy importante.

Hay varios españoles en Rusia. ¿Qué ofrece que sea tan apetecible?

Ahora más que nunca, los clubes quieren invertir en jugadores para que la liga tenga un nombre por la proximidad de la Copa del Mundo [2018]. También están construyendo estadios nuevos para el Mundial y esto puede atraer un poco.

¿Ha notado si la situación ha mejorado con estas inversiones?

Por ahora todo sigue igual. Nosotros hemos inaugurado este año un estadio nuevo, se supone que el Spartak es el equipo más laureado de aquí y el que tiene más fans, y el estadio no se llena. La gente no está mucho por el fútbol. No sé si cuando se acerque el Mundial cambiará. El frío no es excusa, porque en Alemania también hacía mucho frío y la gente llenaba los estadios. Es otra forma de vivir. Los campos no se llenan nunca. Es un poco frío.

Mañana segunda entrega