Joan Collet controla el 40% de las acciones del Espanyol

stop

El club presentará una deuda de 133,7 millones de euros en la junta general de accionistas de este lunes

El equipo de gobierno de Joan Collet | V. Malo

30 de noviembre de 2014 (23:41 CET)

Joan Collet afrontará la tercera junta general de accionistas como presidente del RCD Espanyol. Dos años después de su proclamación como máximo dirigente de la entidad, en una asamblea muy tensa, el club ha rebajado su deuda neta, pero sigue atado por su deuda con Hacienda y la Seguridad Social, que asciende a 51,8 millones de euros.

Collet preside el Espanyol gracias al apoyo de los expresidentes Daniel Sánchez Llibre y Ramon Condal. Entre ambos y el actual consejo de administración controlan el 40% de las acciones de la entidad. La oposición, liderada por Sergio Oliveró y su grupo, Genética Perica, controla ya el 25%, tras comprar las acciones de José Luis Morlanes, que a principios de temporada dimitió como vicepresidente económico. Sánchez Llibre exigió su cabeza al presidente Collet.

El acuerdo con Power8

El Espanyol presentará este lunes una deuda neta de 133,7 millones de euros (hace un año era de 141 millones) y un presupuesto de 49. En estos dos años, el club ha mejorado su contrato televisivo (Canal Plus paga 22,6 millones por temporada) y lidera las demandas de la clase media del fútbol español a la Liga de Fútbol Profesional por un reparto más equitativo.

Uno de los puntos calientes del orden del día será el nuevo contrato de patrocinio de Power8, la compañía china que da nombre al estadio a cambio de 38,5 millones de euros por siete años. El actual consejo explicará el acuerdo globalmente. "No podemos dar todas las cifras y los detallas porque tenemos firmado un acuerdo de confidencialidad", explica una fuente próxima a Collet.