Ignacio Muro: "Hay muchos deportistas que se dopan"

stop

El médico del FIATC Joventut cuestiona el sistema antidopaje actual y asegura que los cilistas y atletas son los más salpicados

Marco Pantani, uno de los deportistas más celebres salpicados por el dopaje | Archivo

02 de noviembre de 2012 (20:56 CET)

Ignacio Muro, uno de los médicos del FIATC Joventut de Badalona, asegura que hay muchos deportistas que se dopan en la actualidad. Seguramente más de lo que parece. Sin embargo, Muro incide en que la mayoría de casos de doping se producen en ciclismo, atletismo y otros deportes de resistencia menos mediáticos, como el esquí de fondo o el piragüismo. En estos casos el EPO es la sustancia prohibida más utilizada. El aumento de glóbulos rojos que comporta incide en que los deportistas puedan rendir cada día al máximo.

Preguntado sobre si todos los ciclistas y atletas se dopan, Muro responde a Diario Gol de forma clara: "Todos no, pero sí que hay muchos deportistas que se dopan". El especialista en medicina del deporte, que colaboró con la Agencia Estatal Antidopaje en el pasado, lo censura y explica el por qué de esta situación: "El atleta tiene la sensación de que hay muchos que hacen trampas y por eso vive al límite de la legalidad". Es decir, que algunos se dopan simplemente porque lo hacen casi todos. Para no quedarse atrás.

Controles precisos y muy caros


Muro también valora otras posibles causas del doping. Por un lado, está la alta exigencia de las competiciones, tipo el Tour de Francia. Tal vez si las pruebas no fuesen tan duras, no haría falta recurrir a sustancias, deja entrever el doctor. Por otro lado, está la presión de los patrocinadores: "A veces los espónsors les aprietan tanto para que consigan resultados que acaban haciendo trampas".

Actualmente el ciclismo y el atletismo también son las dos modalidades más controladas. Mientras en la mayoría de deportes los controles consisten en análisis de orina, en estas dos disciplinas se analiza la sangre de los atletas. "El control sanguíneo es el más estricto y el más caro con diferencia. Solo se realiza en este tipo de deportes de resistencia como consecuencia de la importante utilización de dopaje. Usarlo para otras disciplinas no tiene sentido, no sale a cuenta por los elevados costes que implica. Una Federación como la de hípica, por ejemplo, no se puede permitir realizar controles antidoping basados en análisis de sangre porque no puede pagarlos", asegura el doctor.

Los tramposos

Sobre el funcionamiento de los controles antidoping, Muro pone un curioso ejemplo: "Es como la justicia, que a veces absuelve a alguien de manera totalmente incomprensible". En cuanto al proceso de control, hay dos partes a tener en cuenta: "La médica, que consiste en realizar el control como indica la norma, enviar la muestra al laboratorio y analizarla, siempre de forma anónima. Y la administrativa, donde intervienen las comisiones de sanción. Solamente se duda de la segunda", asegura el médico del Joventut.

"Para los grandes deportistas de élite es más fácil hacer trampas, a veces están protegidos", empieza el doctor Muro, que continúa: "Los tramposos tienen abogados que les permiten hacer trampas. Desde que se instauraron los análisis de sangre, ponen todo tipo de trabas para complicar los análisis. Las mayores complicaciones se encuentran en el transporte. Las muestras de sangre llevan a cabo un complejo recorrido contrarreloj hasta que llegan al laboratorio". Ello hace que sean extremadamente caras y no se utilicen siempre. Además, si no se cumplen todos los pasos podrían ser invalidadas.

Defensa del baloncesto, excepto de la NBA


No obstante, Muro defiende a la mayoría de disciplinas deportivas: "No hay este espíritu (de dopaje) en otros deportes que exigen menos resistencia". En fútbol puede haber casos puntuales, pero no es lo normal, igual que en baloncesto. "En baloncesto no tiene sentido", afirma Muro, que anteriormente se encargaba de hacer los controles antidopaje en ACB, trabajando para la Federación Española de Baloncesto. Como curiosidad explica que el propio metabolismo puede originar un positivo: "Los jugadores en crecimiento tienen desajustes de testosterona, pero posteriormente se demuestra que la testosterona es de producción propia".

Asimismo, el doctor explica que la NBA no tiene nada que ver: "Allí la filosofía es diferente. Se realizan controles antidroga, pero se permiten los esteroides". De hecho, desde Barcelona '92, se especula con que el Dream Team de los Estados Unidos siempre que participa en unos Juegos Olímpicos lo hace a condición de no pasar controles antidoping. Un rumor en boca de muchos, pero que no se ha demostrado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad