'Hat-trick' de Messi ante el Espanyol para deslucir el récord de Ronaldo

stop

El 'crack' del Barça supera a César como máximo anotador de los derbis y suma 29 tripletes en partidos oficiales

Leo Messi celebra uno de los goles conseguidos ante el Espanyol | EFE

07 de diciembre de 2014 (19:08 CET)

Messi despertó a tiempo de la siesta que acostumbra a echarse a media tarde y dejó en un susto el buen primer periodo del Espanyol. Sergio García adelantó al conjunto blanquiazul (14') tras robo con falta a Sergio Busquets y el cuadro periquito recurrió al orden defensivo para proteger la ventaja. Entonces apareció Leo para batir a Kiko Casillas en el minuto psicológico (45') con chute ajustado desde la frontal. Pudo anotar antes de libre directo, pero estrelló el balón en el travesaño. Descanso y nervios.

El Espanyol se quedó en el vestuario y Messi lo aprovechó para dar la vuelta al partido (50'). Vibró el estadio y la afición coreó el apellido de Leo. De la celebración se desprende mucha rabia contenida por el discutido partido del colegiado. Dos minutos después apareció Gerard Piqué para rematar un córner de cabeza en el segundo palo y sentenciar la contienda (52'). Pedro se sumó a la fiesta (77') con la resolución dentro del área de un pase largo de Jordi Alba, con el que se abrazó en la celebració. Y faltaba la guinda. El tercero de Messi (81') para deslucir los tres tantos de Cristiano Ronaldo ante el Celta, conseguir el hat-trick 29 en partidos oficiales y superar a César como máximo anotador en los derbis.

En esta ocasión, sin embargo, no hubo vídeo para celebrar la efeméride ante un Camp Nou con 76.000 espectadores. El director de comunicación, Albert Montagut, se ausentó de su silla en la tribuna de prensa, tal vez para aprovechar el puente antes de regresar para cerrar el año.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad