Ferran Soriano pierde 29 millones de euros en el Manchester City

stop

El director ejecutivo del club inglés se compromete a cerrar el curso actual con beneficios tras los números rojos de la pasada temporada

Ferran Soriano y Khaldoon Al Mubarak

05 de diciembre de 2014 (00:00 CET)

Más números rojos en la gestión de Ferran Soriano como director ejecutivo del Manchester City. El club inglés cerró la temporada 2013-14 con unas pérdidas de 23 millones de libras, unos 29 millones de euros, según el Informe Anual que ha presentado a sus accionistas. De éstos, 20 millones de euros corresponden a la sanción abonada a la UEFA por sus incumplimientos en la regulación del 'Fair Play Financiero'.

El Manchester City, presidido por Khaldoon Al Mubarak, ha superado por primera vez los 300 millones de libras (382 millones de euros) en una temporada. En el pasado ejercicio, el City recaudó 347 millones de libras, unos 440 millones de euros.

Modelo cuestionado por la UEFA

El salto económico del Manchester City, tradicionalmente un equipo de segunda fila, llegó con la compra del club por parte de Mansour bin Zayed Al-Nahyan, hermano del presidente de los Estados Árabes Unidos y emir de Abu Dabi. Soriano, expresidente de Spanair y exvicepresidente del FC Barcelona, es el máximo ejecutivo del City desde agosto de 2012. Su modelo económico, sustentado por las aportaciones de Bin Zayed, y el del PSG han sido cuestionados y sancionados por la UEFA.

Al Mubarak, el hombre de confianza de Bin Zayed, destacó "la expansión global" del City Football Club como organización y recordó que la entidad ha abierto tres franquicias en Nueva York, Melbourne y Yokohama. En los próximos meses, el Manchester City estrenará su último gran proyecto: la City Football Academy.

Menos pérdidas

"Hemos superado el periodo de fuerte inversión que requería el Manchester City para que fuera un club competitivo. Nuestro crecimiento comercial sostendrá y apoyará nuestras operaciones en el futuro", manifestó Al Mubarak.

Soriano, mientras, garantizó "un nuevo nivel de sostenibilidad financiera" en el Manchester City y destacó que el club "ha reducido a la mitad sus pérdidas por tercer año consecutivo". También se comprometió a cerrar la temporada actual "con beneficios" y encarar la próxima "sin ninguna sanción pendiente o restricciones".