El último campeón del Tour sale del hospital

stop

Bradley Wiggins, de 32 años, tiene lesiones costales y un dedo dislocado, pero "nada grave"

Wiggins, durante la Vuelta | EFE

08 de noviembre de 2012 (11:46 CET)

El vigente campeón del Tour de Francia, Bradley Wiggins, ha salido del hospital, donde ha pasado las últimas horas tras colisionar con una furgoneta mientras se entrenaba cerca de su domicilio, en Lancashire, al noroeste de Inglaterra, durante la tarde del miércoles. Tiene lesiones costales y un dedo dislocado. Nada grave. Sea por doping o por accidente, la prueba francesa sigue en el centro de la polémica después de que se le hayan retirado los siete Tour a Lance Armstrong.

El inglés, oro olímpico en contrarreloj en Londres 2012, está siendo tratado en el centro hospitalario, tal y como confirmó su equipo, el Team Sky, a través de un comunicado. "Estará en observación durante toda la noche y las lesiones sufridas parece que no son graves", según recoge Europa Press.

"Esperamos que tenga una recuperación completa y rápida. Anunciaremos más detalles en su momento", añadió el equipo, que no hizo referencia al informe ofrecido por la policía del condado en primera instancia, que relató la posibilidad de que el británico se hubiese roto varias costillas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad