El fiscal pide el testimonio de cuatro vicepresidentes de Laporta investigados por Método 3

stop

La agencia de detectives elaboró informes sobre Joan Franquesa, Jaume Ferrer, Rafael Yuste y Joan Boix

Rafa Yuste, Joan Laporta y Joan Franquesa | RTVE

14 de enero de 2015 (23:31 CET)

¿Quién encargó los informes sobre los ex vicepresidentes del FC Barcelona Joan Franquesa, Jaume Ferrer, Rafael Yuste y Joan Boix? El fiscal jefe de Delitos Económicos de la capital catalana, Pedro Ariche, busca respuestas a la maraña de dosiers que la antigua junta de Joan Laporta encargó a la agencia de detectives Método 3. En un escrito al magistrado instructor, solicita la comparecencia de los antiguos directivos para que den su versión de los hechos en calidad de testigos.

La petición del fiscal llega después de que el director de Método 3, Francisco Marco, declarase que los informes se realizaron a petición de los propios afectados para mejorar su seguridad. El detective explicó al titular del juzgado de instrucción 24 que los vicepresidentes querían saber si estaban suficientemente limpios para presentarse en una candidatura continuista del proyecto Laporta.

Martorell y Oliver, los señalados

La investigación tiene en el punto de mira al ex director general, Joan Oliver, y al ex responsable de seguridad del club, Xavier Martorell, por haber cargado al club informes que poco tenían que ver con sus necesidades. Se les acusa de apropiación indebida, administración fraudulenta y estafa por cargar facturas al club que poco tenían que ver las necesidades de éste.

Los informes tuvieron un coste para las arcas del club de 16.000 euros cada uno. Su contenido poco tenía que ver con las labores de los vicepresidentes. Se centraban en aspectos de su vida personal y profesional. Alguno de los afectados llegó a declarar una vez se conoció la existencia de los dosiers que estos se habían realizado para descabalgarles de la carrera por la presidencia.

132 facturas

El FC Barcelona trabajaba habitualmente con Método 3 durante la presidencia de Joan Laporta. La Policía Nacional señala en un informe que consta en el sumario del caso que existen 132 facturas sobre todo tipo de encargos a la agencia de detectives. De estas, casi una veintena no se ajustan a los intereses generales del Barça. Entre los interrogantes por resolver, figuran encargos de seguimientos a concejales de Unió Democràtica de Catalunya (UDC) en el ayuntamiento de Sant Cugat (Barcelona).

Oliver y Martorell se han restado repartiendo las culpas durante la instrucción. El ex jefe de seguridad blande como defensa que él no podía validar informes con coste superior a 3.000 euros, por lo que la decisión recaía en Oliver y el ex presidente Laporta.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad