El Espanyol sale del descenso a costa del Deportivo (2-0), el último colista de 2012

stop

Javier Aguirre sigue invicto al frente del cuadro catalán, con dos empates y una victoria en tres partidos

Stuani rompe a correr tras firmar un gol | EFE

21 de diciembre de 2012 (01:07 CET)

El Espanyol de Aguirre sigue invicto y por fin salió de la zona de descenso. En la extraña jornada navideña, los blanquiazules derrotaron al Deportivo (2-0) con los tantos de Simao y Stuani. Los gallegos terminan el 2012 con el dudoso honor de ser los colistas de Primera, con 12 puntos en 17 partidos.

El conjunto catalán se exigió el máximo para seguir con su buena línea ascendente desde la llegada al banquillo del mexicano Javier Aguirre. Con el mexicano, el conjunto de Cornellà-El Prat suma dos empates y una victoria. Con los tres puntos, el Espanyol sale incluso de los puestos de descenso con 17 puntos.

Agresividad local

Los locales saltaron desde el principio más activos, generando peligro con un Sergio García que seguía con el estado de gracia del pasado fin de semana en el empate (2-2) ante el Real Madrid. De hecho, el delantero campeón de Europa con España tuvo la primera a los cuatro minutos de partido. Sin embargo, el atrevimiento del Espanyol abrió el partido y lo alocó, permitiendo a los gallegos fabricar alguna jugada con peligro.

Fue un espejismo el intento de los visitantes de generar alguna ocasión. Los de Oltra, con Valerón en el banquillo, adolecían del último pase del canario. En defensa mostraban las carencias de un equipo tocado. Prueba de ello fue el gol de Simao en el minuto 30. Un gol de cabeza desde fuera del área tras un rechazo del guardameta Lux (1-0).

Tocado y hundido

Riki, el único que parecía querer sacar algo positivo de Barcelona, tuvo la ocasión más clara de los gallegos antes del descanso. Aún así, el Espanyol mantenía un ligero control del partido, suficiente para mantener a raya a un inocente Deportivo. Tras el descanso, pese a que en juego estaba despedir el año como el peor de la Liga, los visitantes apenas inquietaron la portería de Casilla. A pocos instantes para finalizar el partido, Stuani puso el definitivo 2-0 en una jugada que dejó retratada a la defensa visitante.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad