El decálogo del fútbol español para erradicar la violencia en seis meses

stop

La Liga, la federación y el Consejo Superior de Deportes marcan los pasos a seguir para terminar con las agresiones físicas y verbales

Diario Gol

Javier Tebas, presidente de la Liga; Miguel Cardenal, presidente del CSD; Ana Muñoz, directora general de deportes, y Vicente Temprado, presidente de la federación madrileña
Javier Tebas, presidente de la Liga; Miguel Cardenal, presidente del CSD; Ana Muñoz, directora general de deportes, y Vicente Temprado, presidente de la federación madrileña

05 de diciembre de 2014 (10:00 CET)

La Liga de Fútbol Profesional (LFP), la Real Federación Española de Fútbol y el Consejo Superior de Deportes (CSD) han acordado un decálogo para erradicar la violencia en seis meses. "El objetivo es que en mayo, cuando finalice la temporada, el panorama sea irreconocible respecto al actual", ha dicho Miguel Cardenal, presidente del CSD, tras la reunión del jueves. Las siguientes medidas entran en vigor el 15 de diciembre:

  1. Cierre parcial de los estadios de fútbol, de las zonas en las que se localicen actuaciones contrarias a las tipificadas en la ley contra la violencia, el racismo, la xenofobia y la intolerancia en el deporte.
  2. Sanciones por violencia verbal: a los informadores arbitrales y a los coordinadores se sumará una figura creada por la LFP.
  3. Retirada de puntos y descensos para los clubes: elaboración de una normativa sancionadora ante cualquier conducta de colaboración, permisividad y apoyo por parte de los clubes a grupos o aficionados potencialmente violentos.
  4. Regulación de venta de entradas y desplazamientos de las aficiones: confección de una lista de grupos violentos.
  5. Contratación de un director de seguridad de la LFP perteneciente a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, con competencias materiales para dirigir y coordinar directores de seguridad de los clubes.
  6. Creación de una unidad de inteligencia en la LFP que colabore con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en el cumplimiento contra la violencia, la xenofobia y la intolerancia en el deporte.
  7. Creación de la figura del director de partidos de la LFP, con competencia para acreditar y documentar la existencia de conductas que promuevan o inciten a la violencia, el racismo, la intolerancia y la xenofobia en los estadios de fútbol.
  8. Creación de una comisión de control y seguimiento entre los directores de seguridad de los clubes, las federaciones de peñas, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y el director de seguridad de la LFP.
  9. Reformas tecnológicas en los estadios: instalación de tornos de acceso con huella dactilar y reconocimiento facial en los sectores de riesgo, y la renovación de las cámaras de videovigilancia.
  10. Elaboración del Manual de bienvenida y buenas prácticas del aficionado, con expresiones, cánticos y manifestaciones rechazables y sancionables, y la elaboración de un código ético para los medios de comunicación para prevenir la violencia.