El CSD pone a una mujer en un nuevo cargo para cumplir la ley de paridad

stop

Susana Pérez Amor asume la subdirección de deporte y mujer sin que las funciones a desempeñar estén claras

La directora general de deportes del CSD, Ana Muñoz (a la derecha), en la presentación oficial| Archivo

04 de octubre de 2014 (00:00 CET)

El Consejo Superior de Deportes (CSD) inventa un nuevo cargo para ajustarse a la Ley de Igualdad. El Organismo apenas cubría los requisitos de la ley orgánica para la igualdad efectiva, ya que menos de la mitad de sus directivos eran mujeres. El nombramiento de Susana Pérez de Amor como subdirectora de 'mujer y deporte' equilibra la balanza y sitúa a 6 mujeres dentro de los 12 puestos disponibles. Sin embargo, las funciones que desempeñará en el puesto distan de estar definidas.

Las responsabilidades del cargo son desconocidas incluso en el seno del propio Ministerio de Educación, Cultura y Deportes. El nuevo puesto tendrá un "carácter transversal" , según ha dicho la directora general de Deportes, Ana Muñoz, ya que afectará a todas las actuaciones del CSD. La campeona del mundo de bádminton Carolina Marín ha sido la invitada estrella en una presentación muy mediática pero poco clarificadora. 

Parches tras la absorción del Ministerio de Igualdad

Pese a la voluntad reformadora de la nueva subdirección, el Instituto de la Mujer se manifiesta sin noticias de cómo va a actuar el nuevo cargo, supuestamente vinculado a su área de acción. La confusión y el desconocimiento es fruto, según fuentes internas, de la unificación de tres carteras bajo el paraguas de un mismo Ministerio –por un lado, se han unido Igualdad, Servicios Sociales y Sanidad; por otro, Deportes, Educación y Cultura.

El nuevo cargo, no obstante, no maquilla la desigualdad entre ambos sexos que sigue habiendo en as cúpulas directivas. Sólo 3 de las 66 federaciones españolas son dirigidas por mujeres. En este contexto, la inversión para promocionar el deporte federado femenino ha aumentado en un millón de euros para la próxima temporada, según el presupuesto que Miguel Cardenal ha presentado este viernes.

Los avances de dos años por la borda

La proporción de mujeres deportistas desciende a cifras peores a las de 2005 –primer año del que se recopilan datos. Los hombres representan más del 66% del alto rendimiento español. Las estadísticas, tradicionalmente desequilibradas en España, remontaron un 2% para las mujeres durante los dos años de vida del Ministerio de Igualdad, entre 2008 y 2010. No obstante, el repunte de la era Zapatero se interrumpió con el cierre del departamento de gobernación.

A día de hoy, el 77% de las licencias federativas pertenece a hombres, frente al 18% de las mujeres. En los Juegos Olímpicos de Londres 2012, solo 4 de cada 10 miembros de la delegación española eran mujeres. En cambio, 11 de las 17 medallas obtenidas en los juegos provenían de disciplinas femeninas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad