El Barça Intersport se adjudica el clásico del balonmano español en Madrid

stop

La soberbia actuación de Raúl Entrerríos sirvió para contrarrestar al BM Atlético de Madrid, que dominó en los primeros compases

Gurbindo es defendido por dos jugadores del Atlético ante la atónita mirada de Sorhaindo | EFE

09 de diciembre de 2012 (17:24 CET)

El Barça Intersport sigue intratable. Invicto en el campeonato nacional (13-0) y en Europa (7-0), el conjunto dirigido por Xavi Pascual da muestras constantemente de estar a otro nivel. Esta vez su víctima fue el rival más temible, el BM Atético de Madrid, máximo favorito a pelear por el título de Liga con el cuadro azulgrana. Los de Talant Dujshebaev cayeron en su feudo (22-25) tras un intenso y emocionante partido. 

Los azulgrana protagonizaron un buen inicio, y dejaron claro desde el principio que iba a ser un duelo de ataques pero, sobre todo, de defensas. Algo que quedó plasmado con la gran actuación de los dos porteros, Dahl y Sterbik, que regresó a la que fue su casa durante ocho años a lo grande, con 17 paradas. Tras un constante e igualado tira y afloja, el Atlético se hizo con una renta mínima de ventaja gracias a la fenomenal actuación de su extremo Kallman. Hasta que Raúl Entrerríos (ocho goles) tiró de galones y anotó tres tantos consecutivos que facilitaron a los azulgrana llegar con ventaja al descanso (11-12).

Triunfo pese a la hostilidad

El segundo tiempo estuvo marcado por un parcial inicial demoledor (1-5) para el Barça, que complicaba las cosas a los locales, siempre respaldados por los 10.200 espectadores que llenaron el pabellón de Vistalegre. Sterbik detuvo dos penas máximas y ayudó a poner el partido viento en popa para el Barça. Aunque la reacción rojiblanca no se hizo esperar, y con un parcial de 3-0 se volvieron a meter en el partido hasta el final, con el público volcado.

Con rentas mínimas del cuadro dirigido por Xavi Pascual, el partido llegó a su fin con la victoria el Barça gracias, en buena medida, al buen hacer de Rutenka en los momentos finales, que supo tirar de oficio. Dos puntos de gran valor que encarrilan el campeonato liguero al Barça en una competición 'bipolar'.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad