El Barça imita a los Pujol para defenderse en el 'caso Neymar'

stop

Los abogados del club presentan nuevos recursos de apelación para suspender la causa mientras intentan declinar la competencia del juez Ruz

V.M.

El fiscal José Perals (izquierda); Bartomeu y González Franco (arriba, centrado); Rosell y Ayala (arriba derecha); Pujol y Martell (abajo) | Diario Gol
El fiscal José Perals (izquierda); Bartomeu y González Franco (arriba, centrado); Rosell y Ayala (arriba derecha); Pujol y Martell (abajo) | Diario Gol

24 de marzo de 2015 (00:29 CET)

El FC Barcelona pasa a la acción tras el último y contundente escrito del fiscal del caso Neymar, José Perals. Los abogados del club y del presidente, Josep María Bartomeu, en una estrategia de actuación similar a la que utilizó Jordi Pujol para evitar a la Audiencia Nacional, han presentado este martes cuatro recursos de apelación para insistir en un objetivo claro: que el juez Pablo Ruz sea declinado y las competencias del caso pasen a un juzgado de instrucción de Barcelona.

Ignacio Ayala, abogado de Sandro Rosell, fue el primero en solicitar esta situación hace algunos días. Sin embargo, Ruz desestimó su petición, a la que se habían adherido tanto el abogado de Bartomeu, José Ángel González Franco, como el del Barça, Cristóbal Martell. Tras la desestimación inicial por parte del juez de todas las alegaciones, los tres prestigiosos penalistas han decidido interponer los pertinentes recursos de apelación para insistir en la misma idea.

Martell, también abogado de Pujol, consiguió librar al ex presidente de la Generalitat de un proceso judicial ante el propio Ruz en la Audiencia Nacional, donde instruye el caso que afecta a su hijo mayor, Jordi Pujol Ferrusola. En el caso Neymar, el objetivo es similar: trasladarlo de Madrid a Barcelona.

El fiscal mete presión, el Barça apela a la calma

Mientras el Barça sigue pendiente de resolver cuestiones procesales, la Fiscalía mete presión al juez, consciente de que sus días al frente del juzgado número cinco de la Audiencia están contados. Perals trata de anticipar a los acontecimientos. La entidad azulgrana, en cambio, no tiene ninguna prisa. Es por eso que ha preferido agotar el plazo para presentar unas extensas alegaciones contra los anteriores escritos tanto del fiscal como del Abogado del Estado. Todo estrategia jurídica.

La respuesta al duro escrito de acusación que presentó el fiscal este lunes –con peticiones de siete años y ocho meses de prisión para Rosell por la comisión de tres delitos y de dos años y tres meses para Bartomeu por la comisión de uno– todavía se hará esperar. "No tiene sentido preparar un escrito de defensa cuando todavía están pendientes de las apelaciones", asegura a Diario Gol una fuente conocedora del caso especializada en derecho penal.

"Estos temas normalmente se resuelven en la vía administrativa"

"Del escrito del fiscal, llama la atención que apenas tiene en consideración la complementaria de 13,5 millones de euros presentada por el club y que cubre todos los supuestos impagos de impuestos. En un momento dado, el fiscal incluso se contradice, ya que para Rosell la compensa y para Bartomeu la utiliza como atenuante", aseguran las mismas fuentes, muy críticas con el escrito de Perals, cuyas peticiones de prisión consideran "totalmente desmesuradas".

"Estamos más ante un caso de interpretación financiera, que normalmente se resolvería por vía administrativa, que no de un ilícito criminal. La legislación penal en materia de delitos fiscales está más dirigida a que los infractores paguen el dinero evadido que a meterlos en prisión. Y el Barça ha pagado", concluyen los expertos.  

LEA AQUÍ EL ESCRITO DE ACUSACIÓN DEL FISCAL