El Balón de Oro, mucho más que un premio

stop

La conquista del galardón sobredimensiona el valor de mercado y los ingresos publicitarios del escogido mejor jugador del mundo

La imagen de Leo Messi se empieza a disparar con la consecución del Balón de Oro

29 de noviembre de 2012 (18:40 CET)

El Balón de Oro es mucho más que el máximo reconocimiento del fútbol mundial. Es la mejor promoción para obtener nuevos ingresos por patrocinios y publicidad en un deporte cada vez más mercantilizado. Lionel Messi, Andrés Iniesta y Cristiano Ronaldo optan al prestigioso galardón en 2012, la fórmula más certera para redimensionar su valor de mercado.

La difusión mediática del Balón de Oro es tal, que su consecución dispara el caché publicitario de sus ganadores año tras año. Ni Messi ni Ronaldo son los futbolistas mejor pagados del mundo actualmente por sus clubes. El argentino percibe unos 16 millones de euros por temporada, según han confesado fuentes del Barça a Diario Gol. Ronaldo gana 10 millones como mínimo. Números muy elevados, pero por debajo de jugadores teóricamente inferiores, como Samuel Eto'o o Zlatan Ibrahimovic.

Sin embargo, de lo que sí pueden presumir los dos ídolos de Barça y Real Madrid es de ser los que más ingresan por publicidad, junto con David Beckham, con diferencia. Según un estudio de France Football, Messi es el futbolista con más ingresos totales. El de Rosario suma aproximadamente 33 millones de euros al año. Ronaldo, por detrás de Beckham (31,5 millones), es el tercero que más se embolsa: 29,2 millones.

Messi también gana en publicidad

Cristiano Ronaldo se disparó como estereotipo del marketing en 2008, más o menos a raíz de la consecución de su único Balón de Oro. Desde entonces se ha consolidado como uno de los futbolistas con mayores ingresos por patrocinios. Un aspecto en el que aventajaba a Messi hasta hace poco, cuya imagen es menos publicitaria, pero cada vez más mediática. La dimensión que tiene el Balón de Oro ha servido para que Messi también supere al portugués en esta faceta. El hecho de haber conquistado las últimas tres ediciones de manera consecutiva ha influido de forma decisiva.

"No se gana el Balón de Oro por hacer publicidad, sino por lo que se haga dentro del terreno de juego", afirmó Jorge Messi, padre del astro argentino, hace unos meses. Sin embargo, sí puede afirmarse sin tapujos que se firman muchos más – y mejores – contratos publicitarios por ganar el Balón de Oro.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad