Cunde el pánico entre los bares catalanes para emitir el Roma-Barça

stop

Cinco establecimientos de Barcelona explican sus diferentes 'apaños' para garantizar el visionado del partido a su clientela

The Philarmonic y el Old Sport Tavern, dos locales futboleros y frecuentados por hinchas del Barça

16 de septiembre de 2015 (19:45 CET)

Cunde el pánico. Vuelve la Champions, juega el Barça y los bares catalanes no tienen la certeza de que puedan emitir el partido. Hay mucho dinero en juego ya que el día de partido, cuando es de pago, suele ser sinónimo de aforo completo.

La falta de acuerdo entre Jaume Roures (Mediapro y Bein Sports) y Teléfonica (Movistar Plus) ha descolocado a la mayoría de establecimientos, que se creyeron el anuncio de Movistar Plus: "Esta temporada tenemos todo el fútbol". Todo el fútbol español, pero no la Champions. Ello ha provocado un enorme revuelo en la capital catalana. Los aficionados buscan la mejor opción para ver el fútbol, los bares buscan la manera para emitirlo.

El BCN Birres i Tapes de Consell de Cent, el antiguo Wembley, ha optado por contratar Total Channel. "Tenemos Movistar Plus, pero al ver que no llegaban a un acuerdo, hemos optado por pagar los 10 euros que cuesta el canal", dicen desde la barra. Recibirán la emisión por ADSL y desde el ordenador conectarán el partido a una pantalla gigante. Cruzarán los dedos para que no se colapse, como ocurrió en la noche del martes.

Alternativas ingeniosas

En Castelldefels la situación es parecida. El restaurante Cel Blau, donde se ubica la peña oficial de Leo Messi bajo el nombre La Pulga de Castelldefels, emitirá el partido. Su dueño, Raúl, explica que compró Total Channel el martes y "hubo una caída brutal". "Nosotros somos uno de los afectados que tendrán que reclamar la devolución del dinero", asegura antes de añadir, indignado, que "esto parece una mafia". Las famosas tapas de Raúl tienen garantizados 120 comensales esta noche y no tienen una gran dependencia del fútbol. "Pero como peña lo tenemos que poner, y nos cuesta 300 euros al mes que pagamos a Movistar para que luego no tengan la Champions", remata.

El Cel Blau, que tiene un local restaurante y otro lounge, volverá a probar suerte con Total Channel en el lounge, pero en el restaurante utilizará la conexión de Orange TV de un amigo de confianza. Orange es otra de las plataformas que ofrece la Liga y la Champions en streaming, pero para poderlo ver el usuario tiene que dar de alta tanto el ADSL, como el teléfono fijo y el móvil por 53,95 euros al mes o 65,95 euros, oferta similar a la que propone Vodafone. 

Resignación

También en Castelldefels, hay otro caso parecido. El Tete, del Old Sport Bar, se confiesa resignado: "Hemos decidido no poner hoy el partido porque no hay opciones. Total Channel no da garantías de que se pueda ver bien y, por lo que vale, la gente ya se lo descarga en sus casas... Movistar se merece que nos demos de baja porque estamos pagando 260 euros al mes y no tenemos la Champions. Lo pagamos los bares".

De regreso a Barcelona, nos topamos con que la problemática también afecta a L'Industrial de Calle Mansó: "Estamos como todo el mundo, pendientes de que Telefónica y Mediapro se pongan de acuerdo. Si no hay acuerdo, esta noche no podremos poner el fútbol y eso que tenemos una mesa reservada de 15 personas que, si no hay fútbol, se irán a otro lado. Nos han tirado el día por la borda. Si Movistar se queda sin el Barça, vamos mal, habrá que hacer un planteamiento. Piensa que la diferencia en caja es de entre 300 y 400 euros cuando hay fútbol. Si no lo ponemos nos repercute muy negativamente".

La mejor opción

The Philarmonic (El Filarmónica) es uno de los bares más emblemáticos para ver el fútbol en la capital catalana. Sus dueños, ingleses, destinan 800 euros al mes para poder ofrecer partidos de las principales ligas de fútbol de Europa. El pub inglés de calle Mallorca será uno de los pocos locales que no sufra esta noche, porque paga el abono de diversas televisiones extranjeras y una de ellas, inglesa, emite la Champions: "Hoy tenemos aforo completo, vendrá más gente a ver el Barça de lo que suele ser habitual. Hemos recibido más de 80 llamadas por el tema del fútbol. Tantas que al mediodía no podíamos servir bien las mesas porque el teléfono no paraba de sonar. Solo daremos el Barça, aunque normalmente también ponemos más partidos a la vez".

La dueña del local, junto con su marido, no ha querido desvelar el secreto que dará un lugar de privilegio esta noche al Filármonica para ver el Roma-Barça. Sin embargo, ha asegurado que "habrá que verlo en inglés, pero lo que la gente quiere es ver el partido, no importa tanto el idioma si lo pueden ver bien". A pesar de que esta noche tendrá un lleno absoluto, explica que les está afectando mucho la posibilidad de ver el fútbol en streaming y que la rentabilidad de pagar esos 800 euros al mes cada vez es menor: "Cada año nos hacen pagar un poco más y tenemos menos ingresos". "Mi preocupación para hoy es que habrá tanta gente que no podremos dar el servicio que nos gustaría", zanja. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad