Catar llena los estadios con espectadores a 0,80 euros la hora

stop

El organizador del Mundial de 2022 disfraza a trabajadores inmigrantes de blanco para parecer cataríes

Asistir a la liga catarí se paga a 4,45 euros por partido, dice AP

18 de diciembre de 2014 (13:04 CET)

Catar está llenando los estadios de falsos espectadores. Según denuncia Associated Press (AP), el emirato 'contrata' a inmigrantes asiáticos y africanos a 0,80 euros la hora para figurar como público. Así, en algunos partidos las gradas están llenas de trabajadores venidos a Catar para construir los estadios para el Mundial de fútbolde 2022.

"Cuando el segundo país más rico del mundo no tiene gente dispuesta a asistir a los torneos deportivos, los trabajadores inmigrantes cumplen esa función", denuncia la agencia. Esta práctica, según AP, contrasta con "la pasión por el deporte" que la familia real esgrimió en 2010 para hacerse con la Copa del Mundo.

Según AP, el método es sencillo. Los trabajadores son transportados en autobús hasta los estadios de fútbol y voley playa. La tarifa por asistir a partidos fluctúa según el evento. "El voley playa se paga a 20 riyales catarís (4,45 euros). La liga de fútbol, entre 20 y 25 riyales. En algunos casos se llega a los 50 riyales (11,1 euros)", explica la pieza de investigación.

Disfrazados

Aún así, la personificación sería completa. "Los inmigrantes se visten en ropaje blanco para parecer cataríes", denuncia AP. El público forzoso "se lo pasa bien", concluye el reportaje, ya que asistir a eventos deportivos es "una mejora" comparado con el tiempo libre en los barrios de trabajadores en los que viven los inmigrantes.

 

AP aporta pruebas como el mensaje de Twitter superior, en el que trabajadores inmigrantes llenaban casi toda la grada de un partido del Campeonato del Mundo de Voley Playa. Lo que es más, la agencia de noticias señala que el estadio está equipado con wifi, "lo que mantenía a los espectadores ocupados, sin prestar atención a la acción".

Polémica

La denuncia de AP es la última en una serie de polémicas que rodean el emirato. Antes, el país-sede del Mundial de 2022 se defendió de las críticas por excesivo calor, explotación de trabajadores extranjeros o manipulación del proceso de selección de candidaturas. Cabe recordar que un informe de la UEFA exoneró a la candidatura catarí y validó el proceso de designación.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad