Catar compró el Mundial 2022 con la complicidad de Platini y Sarkozy

stop

'France Football' implica al máximo dirigente de la UEFA y al expresidente de Francia en la polémica elección del país asiático

Los implicados en el 'Qatargate' | Gerard Mateo

29 de enero de 2013 (17:00 CET)

La revista France Football ha denunciado este martes una trama de corrupción que salpica a Michel Platini, actual presidente de la UEFA, y a Nicolas Sarkozy, expresidente de Francia, para que Catar fuera elegida sede del Mundial de fútbol de 2022.

France Football, la revista que impulsó el Balón de Oro, ha presentado un dossier de 15 páginas en el que destapa las presiones recibidas por los miembros de la FIFA para que votaran la candidatura de Catar en detrimento de Japón, Australia, Corea del Sur y Estados Unidos, la gran favorita. Uno de los dirigentes que puso la maquinaria en funcionamiento fue Platini, quien organizó un almuerzo con Sarkozy y el príncipe Tamim Bin Hamad Al-Thani, actual propietario del Paris Saint-Germain, en el Palacio del Eliseo. En ese encuentro, Al-Thani se comprometió a invertir muchos millones en el club parisino para revalorizar la liga francesa y para crear una nueva plataforma televisiva que derrocara el dominio de Canal Francia.

Villar, implicado


La trama, presuntamente liderada por Platini, también salpica a Ángel María Villar, presidente de la Real Federación Española de Fútbol. Villar llegó a un pacto con los dirigentes cataríes en el que se comprometía a votar su candidatura a cambio de su voto en la elección de la sede del Mundial de 2018. España, conjuntamente con Portugal, aspiraba a su organización, pero sorprendentemente fue derrotada por Rusia. El desenlace de las votaciones, según France Football, provocó la ira del dirigente español. Villar, no obstante, consiguió que la federación catarí le pague tres millones de euros por el amistoso que la Roja disputará contra Uruguay en Doha, el próximo 6 de febrero.

France Football también asegura que un intermediario catarí le hizo una propuesta económicamente muy generosa al presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), Julio Grondona, para obtener su voto. La revista francesa, asimismo, desvela que tentaron a Ricardo Texeira, ex presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), cuyas empresas entraron en bancarrota después de que rompiera sus pactos con Catar. Sí concreta que los votos de Issa Hayatou (Camerún) y Jacques Anouma (Costa de Marfil) fueron comprados por casi 1,2 millones de euros.

'Pequeña mafia'

En el dossier, France Football incluye unas declaraciones de Guido Tognoni, un ex miembro de la FIFA, que define como "una pequeña mafia" el organismo que preside el suizo Joseph Blatter. También recoge las manifestaciones de Karl-Heinz Rummenigge, actual director técnico del Bayern de Múnich y exfutbolista internacional alemán, en las que censura que se celebre un Mundial en un país con temperaturas superiores a los 50º grados en verano.

En las votaciones que se realizaron en la sede central de la FIFA en Zúrich, Catar superó a Estados Unidos por 14 votos a ocho y France Football se posiciona a favor de una nueva elección.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad