Antiviolencia sancionará con dureza al Espanyol por los insultos de su afición al Barça

stop

El club blanquiazul teme una elevada multa y el cierre de un sector del campo tras denunciar la Liga 10 cánticos ofensivos

Diario Gol

La grada de la Curva, vacía en señal de protesta contra la directiva (1); la peña Juvenil también protesta contra la directiva (2); aficionados radicales del Espanyol (3); un grupo de hinchas radicales a punto de llegar a las manos (4) | Diario Gol
La grada de la Curva, vacía en señal de protesta contra la directiva (1); la peña Juvenil también protesta contra la directiva (2); aficionados radicales del Espanyol (3); un grupo de hinchas radicales a punto de llegar a las manos (4) | Diario Gol

28 de abril de 2015 (16:42 CET)

El RCD Espanyol se expone una dura sanción de la Comisión Antiviolencia después de que la Liga de Fútbol Profesional haya denunciado hasta 10 cánticos de su afición contra el FC Barcelona durante el derbi del pasado sábado. El organismo que preside Javier Tebas remarca que los insultos procedieron de la Curva, peña de animación que pidió la dimisión del consejo de administración antes del partido y que protagonizó varios incidentes. Entre ellos, el lanzamiento de un palo que fue recogido por el árbitro Mateu Lahoz.

Gritos como "puta Barça", "Messi subnormal", "Piqué cabrón, Shakira tiene rabo", "odio a los culés" y gritos simiescos a Dani Alves y Neymar pueden pasar factura al Espanyol.

Mensajes en los videomarcadores

La Liga, que nunca había constatado tantas incidencias en un partido durante los últimos meses, ha reflejado en su escrito que el club difundió varios mensajes por los videomarcadores en los que recordaba la legislación actual para la prevención de la violencia.

La comisión social del Espanyol, asimismo, se había reunido con las peñas del club durante la semana pasada para pedirles que no insultaran al Barça.

Multa económica y cierre parcial de la grada

El Espanyol podría recibir una fuerte multa económica y teme el cierre parcial de la grada ocupada por la Curva en el Power8 Stadium.

La intensidad de los insultos contra el Barça fue mucho menor que en otros derbis. Una parte de la grada incluso pitó el comportamiento de los aficionados de la Curva.

La grada de animación, por su parte, denunció el comportamiento de las fuerzas de seguridad, que impidieron la exhibición de algunos murales de la Curva tras encontrar cúteres y otros materiales peligrosos en el almacén de este grupo de animación.