Telecinco destapa el último escándalo de Eva González y Cayetano Rivera

La presentadora de La Voz y el torero pasan el confinamiento con su hijo en Mairena de Alcor

Fotografía: Telecinco destapa el último escándalo de Eva González y Cayetano Rivera
Fotografía: Telecinco destapa el último escándalo de Eva González y Cayetano Rivera

Eva González y Cayetano Rivera han pasado el confinamiento en Mairena de Alcor, donde todavía continúan. Tras cancelarse sus proyectos profesionales y antes de que se decretase el estado de alarma, la presentadora y el torero tomaron la decisión de trasladarse a Sevilla para estar mucho más tranquilos y por el bien de su hijo. Esa semana la Comunidad de Madrid era la más dañada por el virus. Por este motivo la decisión la tomaron por garantizar la salud de su hijo. En Andalucía los casos siempre han sido menores. 

Durante este confinamiento la pareja ha aprovechado para estar el máximo tiempo con su hijo. Debido a sus agendas les es muy difícil compatibilizar vida familiar y laboral y mucho más coincidir los dos en casa. Por este motivo este tiempo de descanso les ha venido a las mil maravillas, aunque más tarde o más temprano deberán regresar a Madrid. 

Cayetano y Eva con su hijo dando un paseo

Estas semanas se ha dejado de hablar de aquella supuesta infidelidad de Cayetano a Eva González, en la que dejaron bien claro que estaban tranquilos y que ésto sucedió cuando el torero y la presentadora se dieron un tiempo antes de casarse y formar una familia. No han publicado ninguna imagen conjunta en sus redes sociales, de hecho pocas veces suelen hacerlo. 

Sin embargo, aprovechando el alivio que el Gobierno otorgó a los niños el pasado 27 de abril, Cayetano Rivera y Eva González decidieron dar un paseo con el pequeño por los alrededores del domicilio. Éste se lo pasó en grande en compañía de sus padres y jugó por la montaña con todo lo que encontraba. 

Desde Mediaset han sacado a relucir que Eva y Cayetano se habrían saltado el confinamiento. Tal y como estipulan las normas, solo uno de los padres debe dar el paseo con el menor. Ellos fueron los dos y no dudaron en darse algún que otro arrumaco sin tener en cuenta ninguna distancia social, aunque hay que dejar claro que viven en el mismo domicilio y han pasado la cuarentena juntos.