“¿Qué se ha hecho Chicote en el pelo?”. Foto irreconocible

A Chicote le invade la nostalgia y publica fotografías nunca vistas de su pasado en sus redes sociales

Fotografía: “¿Qué se ha hecho Chicote en el pelo?”. Foto irreconocible
Fotografía: “¿Qué se ha hecho Chicote en el pelo?”. Foto irreconocible

Alberto Chicote está imparable. De ser un perfecto desconocido en los medios de comunicación, ha logrado consolidarse en ellos. En Atresmedia es uno de los rostros clave de su parrilla. Empezó con ‘Pesadilla en la cocina’, pero ya ha presentado varios programas. Entre ellos, ‘los mitos de los alimentos’, ‘Auténticos’, ‘Top Chef’, ‘¿Te lo vas a comer?’, que regresa con nueva temporada, y las campanadas con Cristina Pedroche en Antena 3.

Chicote compagina su faceta televisiva con su gran pasión, la cocina. Cuenta con dos restaurantes en el centro de Madrid. Él mismo recordaba esta semana en Instagram que han pasado ocho años desde su debut televisivo con ‘Pesadilla en la cocina’. El chef hacía pública una imagen en la que se le ve jugar un partido de rugby que no pudo salir en el programa final.

«Os acordáis del primer programa de @pesadilla_enlacocina ? El capítulo de #LaTana. Se han cumplido 8 años del estreno de ese programa y aunque en el programa no se ve (no cabía en el minutaje) si que llegamos a jugar un partidillo antes de la charla en la grada con Alfredo. Y hoy, revisando fotos he dado con esta. La bomba», escribió. Aquí Chicote presentaba un aspecto físico totalmente diferente al que conocemos hoy en día. Ahora está mucho más delgado.

Pero no ha sido el único cambio. Este fin de semana en las redes sociales no se habla de otra cosa. El ‘look’ de Chicote. Al chef le ha invadido la nostalgia y no para de recuperar fotografías de su pasado. Algunas de los más curiosas. En esta ocasión es de su viaje a Londres. Posa con las estatuas de Churchill y Roosevelt. No obstante, lo que más llama la atención es su pelo rojo. Esta imagen pertenece a un tiempo antes de empezar su aventura en televisión, cuando era totalmente anónimo.