Pilar Rubio no quiere bautizar a sus hijos por la iglesia

Pilar Rubio está muy feliz con su cuarto hijo, Máximo Adriano, pero asegura que no tendrá más. Así que se queda sin la deseada niña. Por el momento la colaboradora no quiere bautizar a ninguno de sus cuatro hijos, más adelante no lo sabe

Fotografía: Pilar Rubio no quiere bautizar a sus hijos por la iglesia
Fotografía: Pilar Rubio no quiere bautizar a sus hijos por la iglesia

¿Qué se trae entre manos Pilar Rubio? La colaboradora está muy misteriosa estos últimos días. La semana pasada publicó una fotografía con un compañero donde dejaba claro que estaba tramando algo. “Olvídalo @sebastiangab , no voy a enseñarte lo que llevo debajo porque faltan unas semanas para que podamos mostrar el trabajo que hemos hecho. Pero estoy loca de contenta por el resultado y el mejor equipo con el que se puede contar”, fue el mensaje que escribió junto a la instantánea.

Tal vez esté relacionado con su línea de ropa de baño, ya que ésta aparece tapada con un albornoz y debajo no se ve nada. Lo dicho, todavía faltan unas semanas para saber que secreto esconde la mujer de Sergio Ramos. Pilar Rubio está pasando por una puesta a punto durante estos meses tras dar a luz a Máximo Adriano, su cuarto y último hijo, según asegura. 

La hemos visto practicar Kick Boxing para recuperar su figura con su entrenador personal. “Seguimos entrenando para mejorar mi técnica poco a poco. Eso sí, con nuestras PCR hechas”, apuntó recientemente junto a un vídeo en el que aparece realizando una sesión en el gimnasio de su casa. También cocinando saludables recetas bajas en calorías. Y ahora descubrimos que tal vez podría haberse sometido a una nueva operación estética. 

Pilar Rubio ha negado por activa y por pasiva que se haya sometido a operaciones quirúrgicas. Pero varios expertos en la materia aseguran que si que se ha hecho pequeños retoques que no requieren de quirófano. Como por ejemplo ponerse bótox en los labios. Eso creen muchos de sus seguidores. Y es que en una nueva imagen de la colaboradora en Instagram se le vuelven a ver los labios visiblemente hinchados y colorados. 

Fotografía: Pilar Rubio no quiere bautizar a sus hijos por la iglesia

Lo ha hecho en una fotografía donde muestra unos divertidos platos de color azul y turquesa con forma de concha. Una vajilla que te transporta al mar. Pilar se tomaba la imagen con el pijama, normal, era un domingo. Son pijamas de corte masculino y print étnico que sientan a las mil maravillas y que son coloridos y elegantes. El pijama es de la marca Wafflie, una firma made in Spain de pijamas que lucen todo tipo de celebrities. La presentadora luce el modelo estocolmo con print de estrellas. Este pijama cuesta 85 euros. 

Pilar Rubio está muy centrada en su faceta como madre y en sus compromisos profesionales. Máximo Adriano acaba de cumplir tres meses y la familia ya está hecha a ser uno más. Cuando son bebés son muchos los padres que les bautizan, sin embargo la colaboradora y el futbolista no están por la labor. “No está en nuestros planes”. “Tampoco hemos bautizado a los otros”, desvelaba Rubio. Si eso ocurre en el futuro es algo que no descarta. Si los niños quieren hacer la primera comunión o casarse en un futuro muy lejano deberán bautizarse antes. “Más adelántate se verá”, añadía.