“Mamá, no quiero morir”. Ana Obregón, Álex Lequio y España estremecida

stop

La presentadora y actriz y el empresario acudieron el pasado jueves 31 de octubre a la fiesta terrorífica de mascotas

Álex Lequio y Ana Obregón

01 de noviembre de 2019 (11:06 CET)

Los médicos encontraron "una piedrecita en el camino", tal y como reveló Ana Obregón. Tras pasar un verano inolvidable, madre e hijo se llevaron la peor de las noticias. La batalla contra el cáncer que libra Álex Lequio con mucho optismismo desde el año pasado continúa. A pesar de que se creía que ya estaba todo hecho. El joven vuelve a recibir quimioterapia y es muy probable que vuelva a ser operado. Casi todos los días aparece en sus redes sociales con una sonrisa y con grandes consejos para sus seguidores. El empresario es todo un ejemplo para muchas personas que pasan por la misma triste y dura situación. 

Álex Lequio, ilusionado y feliz, ha vuelto a demostrar que vive esta dura situación con positivismo y entereza. El empresario se dejó ver públicamente el pasado 31 de octubre para celebrar su terrorífica fiesta de mascotas. El joven permanecía retirado de la vida pública desde que se le diagnosticó la enfermedad. Lo único que se podía saber de él era lo que llegaba a través de sus redes sociales. El empresario siempre ha tranquilizado a sus seguidores. 

Como siempre ha vuelto a demostrar una gran sonrisa y ha demostrado que el cáncer no le detiene. Es el mensaje que transmite constantemente a todos aquellos que le apoyan. De hecho hay muchísimas personas las que se encargan de mandarle todo el apoyo del mundo. "Eres un gran ejemplo para mí", "estoy pasando por la misma situación y ver como afrontas la enfermedad me ayuda" o incluso una madre relató como su hijo le decía "mamá, no me quiero morir" unas palabras desgarradoras. 

Ana Obregón, quién también estuvo en la fiesta, pero sin la compañía de su mascota, Luna, también es aplaudida en sus redes sociales y a cada acto al que acude. La presentadora y actriz es un ejemplo de madre luchadora. Obregón dejó aparcada su agenda de compromisos profesionales por estar al lado de su hijo. El año pasado pasaron 9 meses en Estados Unidos, alejados de todos sus amigos y familiares. Actualmente le acompaña a todas partes. Y por supuesto este acto tan importante no se lo quiso perder. "Ana, eres una auténtica madre, superheroína", le escriben. 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad