Laura Matamoros y Benji Aparicio grabados en un pelea de madrugada en Madrid

Laura Matamoros conecta con 'Sálvame' para explicar lo que sucedió realmente en el restaurante que regenta su pareja en el barrio de Salamanca, Madrid.

Fotografía: Laura Matamoros y Benji Aparicio grabados en un pelea de madrugada en Madrid
Fotografía: Laura Matamoros y Benji Aparicio grabados en un pelea de madrugada en Madrid

Laura Matamoros no está pasando la mejor de sus semanas. Ayer se despidió de un buen amigo suyo, el DJ Erick Morillo, que falleció en su casa de Miami en extrañas circunstancias. Y la semana pasada protagonizó una sonada bronca junto a su pareja, Benji Aparicio. Todo sucedió, tal y como informó el reportero Sergi Ferré en ‘Sálvame’, en el restaurante que el chef regenta en el lujoso barrio de Salamanca.

Los hechos tuvieron lugar en la madrugada del jueves 27 de agosto al viernes 28. Tuvo que intervenir la policía. En unas imágenes que emitió ‘Sálvame’ se puede ver como el ambiente se puso muy tenso.

Laura Matamoros explica cómo se produjo la pelea

Laura Matamoros y Benji Aparicio estaban en la terraza del restaurante tranquilamente cuando de pronto el empresario discute con una mujer en medio de la calle. Después aparece un vecino, Benji y él empiezan a gritar y llegan a las manos. «¡La última vez que le levantas la voz a una mujer!”, le grita.

Fotografía: Laura Matamoros y Benji Aparicio grabados en un pelea de madrugada en Madrid

Laura Matamoros ha querido aclarar los hechos llamando en directo al programa. “Son provocaciones. Esto es un problema que tenemos siempre con una vecina que vive arriba y que constantemente o bien baja gritando, montando follón, o tira lejía a los clientes. Es una señora que tiene un problema, no sabemos cuál, pero esto sucede constantemente”, ha expresado.

“Ese día, que es cuando se abre el restaurante después del verano, nosotros nos sentamos con unos amigos a cenar. Bajan unas parejas, se sientan y ya a cierta hora piden una copa de más. La camarera que les atiende les dice que no se les puede seguir sirviendo copas, la vecina brota y el chico que la acompaña falta el respeto gravemente a la camarera. Ahí es cuando se forma ese altercado”.

La hija de Kiko Matamoros explica como sucedió el altercado. “Ese día, que es cuando se abre el restaurante después del verano, nosotros nos sentamos con unos amigos a cenar. Bajan unas parejas, se sientan y ya a cierta hora piden una copa de más. La camarera que les atiende les dice que no se les puede seguir sirviendo copas, la vecina brota y el chico que la acompaña falta el respeto gravemente a la camarera. Ahí es cuando se forma ese altercado”.