Reina Letizia | EFE

La Reina Letizia o “No la traigas a la fiesta” (y se lo dicen a Felipe VI)

stop

La monarca celebra este sábado su 46 cumpleaños

15 de septiembre de 2018 (19:05 CET)

Feliz cumpleaños. La Reina Letizia cumple este sábado 46 años, un buen motivo para tomarse un respiro en el que está siendo uno de los más complicados de su vida. La monarca lleva tiempo en el punto de mira.

Por eso reunirse con los suyos será un motivo de felicidad para la ex periodista, que está recibiendo palos tanto de la prensa como desde las redes sociales.

El “difícil” carácter que dicen que tiene la Reina es uno de los principales detonantes. Y es que su actitud hacia otras personas, tal y como a veces se ha podido ver en público, no es muy admirable y propio de la Casa Real que se pueda decir.

Letizia celebra su cumpleaños en privado

Se desconoce quién ha pasado una jornada tan especial como esta con Letizia, pero sí hay medios que apuntan ciertas informaciones que dan a pensar a quién la Reina no tenía ningunas ganas de ver.

Esta sería la infanta Cristina, que apuntan en el entorno de la Familia Real que no mantiene una buena relación con su cuñada. Sobre todo, señalan medios como El Economista, desde que Iñaki Urdangarín está en la palestra. Y en la cárcel.

La infanta Cristina, en el punto de mira

En este sentido, se rumorea que la semana pasada Cristina ya fue una de las ausencias destacadas en el cumpleaños de Victoria Federica, la hija de la infanta Elena, que se celebró el pasado domingo en la Zarzuela. Así como si existen pruebas gráficas de la presencia de otros miembros de la familia, no los hay de la infanta Cristina.

Victoria Federica junto a la infanta Elena y su hermano./EFE

Un asunto en el que, señalan, Felipe VI podría haber tenido algo que ver. “No la traigas a la fiesta”. Con estas palabras, Letizia le habría dejado al Rey sus preferencias en cuanto a los invitados. Una sentencia que la ex de TVE podría haberle repetido para su cumpleaños.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad