La recaída de David Muñoz. El marido de Cristina Pedroche pierde la batalla

Continúan los problemas para el chef español

Fotografía: La recaída de David Muñoz. El marido de Cristina Pedroche pierde la batalla » Diario Gol
Fotografía: La recaída de David Muñoz. El marido de Cristina Pedroche pierde la batalla » Diario Gol

David Muñoz es uno de los protagonistas de los últimos días. Eso sí, para su desgracia, no es precisamente por algo positivo. Y es que fue el pasado fin de semana cuando uno de sus restaurantes en Madrid, DiverXo, se quemó.

Un incendio que ha provocado, obviamente, que el local cierre y que le ha ocasionado al chef muchas pérdidas. No es un momento fácil para David, de ahí que recorra al ejercicio físico para despejar su mente.

Eso sí, como él mismo ha explicado en sus redes sociales, parece que esta batalla la está perdiendo. Y es que le está costando mucho perder los kilos que ha ganado en los últimos meses. Teniendo en cuenta que el marido de Cristina Pedroche siempre ha tenido problemas para mantener un peso de forma regular (en la siguiente foto se puede ver cómo estaba hace años), estamos ante una recaída en toda regla.

David Muñoz

David Muñoz tiene problemas para bajar de peso

Ha sido a través de sus stories donde, después de correr, se ha sincerado. “He vuelto a salir a correr, he vuelto a hacer diez kilómetros”, apunta. Eso sí, “a ritmo de abuela”, como él mismo apunta.

No es casualidad que David, que ha participado y completado maratones, tenga ahora este ritmo tan bajo. El motivo no es otro que, según él, su excesivo peso. “Tenía pocas ganas de salir porque estoy cansado y no tengo el mejor ánimo. Me está costando coger el ritmo porque no estoy bajando el peso que me gustaría”.

Seguramente el estrés y los nervios derivados de todo lo que ha generado para su negocio el coronavirus y el reciente incendio no le ayudan en este sentido. Además, trabajar en un restaurante “no es fácil de compatibilizar con una dieta para adelgazar”.

Eso sí, David ha apuntado que seguirá intentándolo: “Lo importante es que llevo unas cuantas semanas enganchando dos o tres días seguidos entrenando y eso es buena señal: hace un buen hábito”. Si algo ha caracterizado siempre a Muñoz es que nunca se da por vencido.

Publicidad