Terelu Campos y María Teresa Campos enfadadas

La pelea de María Teresa Campos y Terelu en plena calle de Madrid. Última hora

stop

La periodista malagueña se enfrenta a la prensa tras increparla a preguntas

06 de febrero de 2020 (12:09 CET)

Desde que terminó su contrato con Mediaset el pasado mes de abril, ahora casi un año, María Teresa Campos ha sido noticia casi todos los días. Ya sea por sus problemas con el grupo de comunicación, la venta de su casa, su poder adquisitivo, sus hijas o su relación con Edmundo. Precisamente, la ruptura con el humorista es la que le habría puesto en el punto de mira de la prensa. 

Lleva varios meses aguantando a paparazzis, cámaras y micrófonos por todas partes. Su teléfono no deja de sonar, pero no es para ofrecerle un programa como a ella le gustaría. María Teresa Campos está perdiendo su paciencia y está a punto de explotar. En la entrevista concedida a Sábado Deluxe el pasado fin de semana dejó claro que se siente "acosada" por los medios. Y también que no se ha tratado bien a sus hijas desde Mediaset. 

María Teresa CamposSin duda fue una gran sorpresa su entrevista. Terelu y Carmen Borrego dicen que la dio porque la necesitaba, mientras que los principales medios creen que es una forma de sanear sus cuentas. De hecho, las Campos llevan meses haciéndose multitud de reportajes. 

Es muy probable que María Teresa Campos pueda regresar a Mediaset y despedirse por todo lo alto, como a ella le gustaría. Como tambiéñn es probable que Terelu Campos vuelve a Sálvame y se siente con sus compañeros. Las últimas informaciones es que está negociando la cifra. 

Ahora mismo tienen más de un problema porque madre e hija se encuentran buscando piso en Aravaca o alrededores. La comunicadora está decidida a vender su mansión, demasiado grande para ella. Y Terelu también consiguió deshacerse de su dúplex. Ahora quieren vivir muy juntas. La intención es vivir separadas, cada una en su casa, pero estar lo más cerca posible. Si es en el mismo edificio mejor que mejor. 

Son muchas las preguntas que quieren hacerle los medios, pero éstas ya están muy hartas de todo y se han peleado en plena calle con algunos medios que las increpaban. No aguantan más esta presión mediática y los nervios han podido con ellas. 

 

 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad