La millonada que Isabel Pantoja dilapidó a espaldas de Kiko Rivera

Isabel Pantoja confirma en la revista 'Hola' que pretende demandar a todo aquel que vulnere su honor e intimidad y se invente cosas sobre el caso

Fotografía: La millonada que Isabel Pantoja dilapidó a espaldas de Kiko Rivera
Fotografía: La millonada que Isabel Pantoja dilapidó a espaldas de Kiko Rivera

Mucho de habla de la herencia de Paquirri desde que empezó la guerra familiar entre Isabel Pantoja y Kiko Rivera y es que el DJ acusa a su madre de engañarle con la herencia de su padre. Lecturas ha hecho público el testamento que el diestro firmó en 1983 horas antes de casarse con la tonadillera. Este escrito dejaba todo bien atado. La voluntad de Paco, así le llamaban los suyos, era que sus hijos heredasen todos sus bienes. Sin embargo, la artista incumplió el deseo de su marido. Se quedó Cantora a medias con su hijo.

Isabel Pantoja le tiene mucho cariño a Cantora. Allí nació su hijo Kiko Rivera y tenía que ser para ella. Se tardaron tres años en cerrarse el acuerdo. En esta ardua batalla que libró Isabel Pantoja perdió un total de 56 millones de pesetas, entre deudas, gastos de abogados, impuestos y demás. Pero a la cantante no le importó porque su único objetivo era Cantora, su gran deseo.

Fotografía: La millonada que Isabel Pantoja dilapidó a espaldas de Kiko Rivera

Kiko Rivera quiere llegar al fondo de la cuestión y ver con sus propios ojos el testamento real de su padre. Quiere cumplir con sus últimas voluntades si realmente eran dejárselo todo a sus hijos. Piensa llegar hasta el final aunque sea hundiendo a su madre porque para él lo más importante es su familia. Kiko Rivera ha pedido a sus abogados que revisen el testamento y vaticinó: «me temó lo peor». Este mismo jueves noche ha publicado en sus redes sociales: «Hasta el final papá. Te lo prometo».

Isabel Pantoja no se piensa dejar quitar nada. La tonadillera ya ha puesto todo este asunto en manos de sus abogados. Esta semana ha concedido una entrevista a ‘Hola’, donde deja bien claro que demandará a todo aquel que invente cosas sobre este episodio y dañe su honor e intimidad. Parece que la relación entre madre e hijo, tal y como dijo Kiko Rivera a Rafa Mora, «es irreparable».