La “grave mentira” de Kiko Rivera e Irene Rosales que indigna a España al destaparse

stop

El cantate e hijo de Isabel Pantoja tapa esto de su mujer mientras llora en directo

Kiko Rivera e Irene Rosales

08 de junio de 2020 (13:15 CET)

Kiko Rivera permanece en casa con sus dos hijas y su mujer a la espera de que se reactive su trabajo. Por lo pronto este verano no podrá dar bolos, aunque sí que podrá abrir su discoteca Hoyo en Sevilla. Lo puede hacer desde ya, en la fase 3, sin embargo por el momento no puede hacer uso de la pista de baile, se debe entrar con mascarilla y limitar el aforo. La situación es bastante difícil para él.

Por suerte cuenta con Irene Rosales, quién se mantuvo siempre en un segundo y discreto plano. Sin embargo para sanar las deudas de la pareja participó en GH DÚO con su marido. A raíz de esta participación Rosales consiguió un hueco en Viva la vida. Tras tres meses alejada de los focos, la andaluza regresaba al plató en Madrid con un cambio de look radical. 

irene rosales nuevo look vuelve al plató

Un regreso más que necesario porque los ingresos se estaban acabando en casa. Irene Rosales acude una vez a la semana al plató ya que con su familia en Sevilla le es imposible esta todo el fin de semana. Va y viene en el mismo día. Coge uno de los primeros trenes y se marcha en el último. Justo al acabar el programa corre hasta a Atocha para coger el tren. 

Por este día de trabajo la mujer de Kiko Rivera se embolsa la friolera cifra de 500 euros por cuatro horas de trabajo a la semana. En total al mes, acude cuatro días, ingresa un total de 2.000 euros. Un sueldo que más lo quisieran millones de españoles. Tras destaparse esto, muchos han criticado a la pareja en redes sociales por llorar ante las cámaras, especialmente Kiko Rivera, quién se quejaba de la ayuda del gobierno. Una mentira que ha indignado a España. "Os creéis que somos tontos", "vosotros si que lo tenéis montado bien", "va y pide una ayuda de 700 euros, tendrá jeta", le escriben en redes. 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad