Isabel Pantoja está bajo la vigilancia de su médico en Cantora

Isabel Pantoja ha sufrido varios ataques de ansiedad este fin de semana tras la entrevista de Kiko Rivera. La tonadillera ha blindado Cantora

Fotografía: Isabel Pantoja está bajo la vigilancia de su médico en Cantora
Fotografía: Isabel Pantoja está bajo la vigilancia de su médico en Cantora

Kiko Rivera ha sentenciado a Isabel Pantoja. El DJ ha hablado alto y claro dejando a la cantante tocada y hundida. Para él es «una mala madre y una mala abuela». Se siente engañado y estafado desde hace 36 años y va a cumplir la voluntad de Paquirri, su padre, aunque para ello tenga que pisotear a su madre. El cantante se está embolsando una gran fortuna contando las miserias de la familia sean verdad o mentira, pero el precio que está pagando es demasiado alto. Su madre ha sufrido varios ataques de ansiedad este fin de semana y ha estado medicalizada en la cama, sin poder moverse.

Isabel Pantoja se encuentra encerrada en Cantora y de momento no ha contestado a su hijo sobre un encuentro íntimo y privado entre madre e hijo. La cantante ha blindado Cantora. No deja acercarse a nadie y ha prohibido cualquier visita para poder estar tranquila. «Isabel les ha dado días libres a sus trabajadores porque quiere estar en la más estricta intimidad. En Cantora solo entran y salen servicios de paquetería».

Fotografía: Isabel Pantoja está bajo la vigilancia de su médico en Cantora

«Isabel está medicada, no sale de la cama desde el viernes. Ha tenido varias crisis de ansiedad durante estos días, no habla con nadie», son las últimas informaciones que se tienen de ella. Lo está pasando muy mal y quiere vivir este momento en soledad. Isabel Pantoja está al corriente de todo e intenta controlar la situación a través de terceras personas. Un médico la visita todos los días.

Isa Pantoja, quién también se ha pronunciado respecto a este conflicto, cree que Kiko Rivera no ha elegido las formas correctas. Debería haber hablado con su madre en privado primero. «Kiko tiene razón en esto, quizás las formas… Debería de plantarse en Cantora».