Paz Padilla llora

“Han roto”. Paz Padilla se lo veía venir. “Todo se ha acabado”. Última hora

stop

La presentadora de Sálvame sigue muy de cerca la relación del momento

27 de abril de 2020 (12:24 CET)

Paz Padilla se encuentra confinada en casa junto a su familia y está muy concienciada con la lucha contra el coronavirus. Durante estas semanas ha sacado su lado más solidario y se ha involucrado en la causa. No obstante, está muy pendiente de todo lo que sucede en los programas de la cadena. Sí, ella también está enganchada a la noticia bomba del año: el triángulo amoroso de Alfonso Merlos, Marta López y Alexia Rivas. Pero también hay otras historias de amor que triunfan en Telecinco, como la formada por Hugo Sierra e Ivana Icardi, aunque ésta ya se veía venir. 

Después de su noche de pasión, los protagonistas de esta historia se fueron alejando y parece que están pasando una crisis. La redistribución de grupos les está separando aún más. El pasado jueves se reencontraron pero lejos de procesarse mucho amor, la joven terminó destrozada y llorando. 

Hugo Sierra e Ivana IcardiParece que la relación no funciona, tal y como dejó entrever Hugo Sierra, quién aseguró que se siente "solo". "No estoy en un momento bueno, he llegado aquí gracias a mi gran legión (como llama a sus seguidores y fans en las redes) y en manos de ellos dejo mi historia aquí. Me siento muy muy solo aquí, y mi familia me va a querer aquí y fuera", ha dicho Hugo muy serio y mirando a cámara. Unas palabras que sorprendían a Ivana. 

Antes ambos hicieron un juego de recompensa en pareja e Ivana ganó a Hugo Sierra el pepito de ternera con pimientos que estaba en juego. Ella le pidió "perdón", pero a él no le sentó nada bien la derrota. "Como dijo el Pirata Morgan en este concurso estamos solos, hay que apretar los dientes todo el concurso y que aquí estamos solos y cada uno tiene que cuidarse sus espaldas", ha dicho el uruguayo desligándose por completo de su novia.

Hugo Sierra ya ha dicho que la relación entre ambos es fría, muy fría. Ha dado un giro de 360 grados. "Todo se ha acabado", dicen en redes. 

 

 

 

 

 

 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad