Giro inesperado en el cáncer de Mila Ximénez. Confirmado. Amigos y familiares prefieren no hablar

stop

La colaboradora de Sálvame recibe una nueva sesión de quimioterapia antes de irse a Marbella con su familia

Mila Ximénez

07 de julio de 2020 (13:09 CET)

Cuando Mila Ximénez alquiló una casa para pasar las vacaciones en Marbella con su hija Alba y sus nietos, nada hacía presagir el fatídico desenlace. Sin embargo, a pesar de la noticia, no piensa cambiar de planes. Solo faltaba que el cáncer le arruinase este verano. Una época que llega después del confinamiento, donde la colaboradora tampoco ha pasado unos buenos meses. Estuvo completamente sola y sufrió un doloroso herpes zoster. 

Mila Ximénez ya ha recibido las primeras sesiones de quimioterapia y ha hablado con los medios para asegurar que está bien, aunque algo cansada. Durante estas semanas está recibiendo el tratamiento y en breve se hará una pausa para que pueda descansar. Ella misma aseguró que iba a ser muy rápido. "Esto va a ir muy rápido". El mes de agosto estará en Marbella. 

mila ximénez y chelo garcía cortés

Mila Ximénez está muy agradecida a todos sus compañeros, seguidores y a todos los medios de comunicación por como la apoyan y tratan su enfermedad. En Instagram, donde se ha vuelto muy activa, ha querido tener unas palabras de agradecimiento para todos ellos. "Un millón de gracias por vuestros mensajes. Me ayudan a mirar al frente con menos miedo, sintiendo que estáis muchos ahí, esperando que llegue a la meta . Gracias, de verdad", ha escrito la tertuliana. 

No es el único mensaje que ha compartido. También publicó una imagen donde se podía leer la siguiente frase. "Creo firmemente en que casi todo es cuestión de actitud. No se trata de lo que ocurre, si no de como lo afrontas". 

La periodista se muestra fuerte y asegura que el cáncer no le ganará esta batalla. Ahora no quiere morir. "Un tumor de mierda no me va a parar la vida ni de coña", contaba hace unas semanas. Ante la enfermedad, una vez más Mila Ximénez sacaba a relucir su carácter temperamental. 

 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad