María Patiño

El problema de higiene de María Patiño que algunos cuentan a sus espaldas

stop

La presentadora de Socialité está en el punto de mira en las redes sociales

29 de marzo de 2020 (11:25 CET)

María Patiño se ha convertido en los últimos tiempos en una de las principales estrellas de Telecinco. Algo que, hace años, hubiese parecido imposible teniendo en cuenta que la colaboradora era una habitual en los platós de Antena 3.

Sin embargo, Paolo Vasile decidido apostar por ella y su presencia en Mediaset no ha hecho más que aumentar. Entre otras cosas porque, como bien saben los que siguen el día a día de Telecinco, María tiene gancho para la audiencia.

Lo demuestra en Sálvame, en Sábado Deluxe y, como no, en Socialité, su programa. Una Patiño que, además, crece cada día que pasa también en las redes sociales. Son ya más de 380.000 seguidores los que acumula tan sólo en su cuenta de Instagram. Una cifra que va a más cada vez que aparece en pantalla y que, si bien está lejos de la de los grandes nombres en nuestro país, refleja que la estrella de Telecinco cuenta con su particular público.

El problema de María Patiño

Pero ojo porque, como bien sabe también Vasile (y de hecho ese fue uno de los motivos por los cuales decidió ir a por ella hace tiempo), la presentadora es una de las caras más polémicas de la cadena.

María no es una colaboradora de perfil bajo, todo lo contrario. Siempre tiene opinión para todo y, aunque sepa que eso va a provocar líos, no tiene problema alguno en apuntar su opinión sea o no la de la mayoría.

Y eso le ha causado más de un problema. Sobre todo en las redes sociales, donde el ejército de haters no hace otra cosa que crecer cada día que pasa. En este sentido, algunos de sus detractores se han hecho eco de un supuesto problema de higiene de Patiño que, como apuntan algunos en las redes, hay quien cuenta a sus espaldas.

Y eses supuesto problema no es otro que una excesiva preocupación por los olores que provoca que Patiño pase por la ducha, según cuentan sus detractores, más veces de lo normal. Una crítica que, evidentemente, parece nacida de la rabia que le tienen muchos a María que de una verdad probada. Pero en las redes, como bien sabe Patiño, poco importa la verdad.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad