El amor secreto de la infanta Cristina del que la reina Sofía tiene prohibido hablar

stop

El secreto que guardan en Zarzuela acerca de la mujer de Iñaki Urdangarín

Los ingresos mensuales de la infanta Cristina (y te dejarán con la boca abierta)

21 de enero de 2020 (13:59 CET)

Hace tiempo que la infanta Cristina anda alejada del foco mediático. Desde que condenaron a su marido Iñaki Urdangarín a cinco años y diez meses de cárcel, en la Casa Real recomendaron encarecidamente a la hermana del Rey Felipe VI, sobretodo el Jefe de Estado y su mujer, la Reina Letizia, que escondiera la cabeza. Y no solo eso: la apartaron del entorno de la Familia Real.

La situación en los últimos meses se tranquilizó. Doña Sofía trabajó por el regreso de Cristina a la Familia Real. Y el pasado 2019 la infanta volvía a aparecer en la foto de familia, después de haber sido ‘desterrada’ de Zarzuela. Pero la monarca se mantiene todo lo discreta que puede.

Lo que podría haber sido y no fue

Sin embargo, todo podría haber sido diferente en la vida de la infanta Cristina. Podría no estar esperando a que su marido salga de la Cárcel de Brieva. Y es que hubo un momento en el que su vida sentimental apuntaba en otra dirección.

urdangarin en palma 630

Corría el año 1996 y se estaban desarrollando los Juegos Olímpicos en Atlanta, durante los cuales la infanta vio como un jugador de la Selección Española de waterpolo intentaba seducirla. Hablamos del fallecido Jesús Rollán, campeón olímpico ese mismo año, y que guardaba una muy estrecha relación con Cristina.

Olía a matrimonio

Cuentan desde la Casa Real que los entonces Reyes de España Juan Carlos I y Sofía veían con muy buenos ojos aquella posible relación, y que incluso lo veían como un yerno.

Jesus Rollan

Pero el amor duró poco y todo terminó en una bonita amistad. De hecho, fue Rollán el que presentó a Cristina y a Iñaki, plantando sin darse cuenta el germen del que sería uno de los matrimonios más mediáticos de la historia.

Así, después de verse en algunas ocasiones, el acercamiento entre Cristina y Jesús se terminó. Como su amistad, cuando Rollán se suicidó diez años después, en 2006.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad