belén esteban conexión telefónica

Belén Esteban llora en silencio. Lo más terrible ha pasado. Consternación

stop

La colaboradora de Sálvame muy preocupada por la salud de sus seres queridos

24 de marzo de 2020 (11:49 CET)

Belén Esteban se mantiene aislada en su casa. Antes de decretarse el estado de alarma la colaboradora ya tomó la decisión de quedarse encerrada en casa debido a que ella es una persona de riesgo. La tertuliana padece diabetes. Cada día la de Paracuellos conecta en directo con el espacio, ayer mismo realizó unas croquetas. Ella está en compañía de su marido Miguel Marcos, de quién también está muy preocupada porque trabajaba como conductor de ambulancias y ésta siempre al lado de personas con coronavirus. 

Ya hace dos semanas que no ve en persona a su hija Andrea Janeiro. La hija de la tertuliana se encuentra viviendo con su pareja en Reino Unido, lugar donde está finalizando sus estudios. Como todos los ciudadanos ella también tiene que estar confinada en casa. El número de contagios y muertos en el país británico no deja de crecer. La Esteban hace videollamadas diariamente con ella para poderla ver. 

Belén Esteban con su madre

Aunque ahora mismo su gran preocupación es su madre. La matriarca es muy mayor y también una persona de alto riesgo. Su madre se encuentra en Benidorm. Por suerte está bien acompañada de su hermano. 

En cuanto a la situación de su madre, ha desvelado: "Mi madre ya sabes como es de activa. Como mi hermano Juan y mi cuñada viven allí... no están saliendo de casa, estamos hablando mucho por teléfono, no nos hace caso, pero se está portando muy bien", confiesa. "Yo me encuentro muy bien, no tengo síntomas de nada gracias a Dios. Quiero dar un mensaje de la sanidad de este país, hay que hacer caso de lo que nos dicen. Estoy leyendo mucho, viendo series, arreglando armarios y tomándomelo todo con tranquilidad", ha sentenciado Belén para terminar.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad