Belén Esteban y Andrea Janeiro

Andrea Janeiro avisada. “Hay esto de tu madre”. Y ya no se puede tapar más. Atención

stop

La hija de Belén Esteban tenía muy buena relación con Fran Álvarez, sin embargo no acudió ni al tanatorio ni la misa

20 de febrero de 2020 (12:02 CET)

Andrea Janeiro ha sido como siempre protagonista indirecta de los problemas de Belén Esteban. Aunque éste a 2.000 kilómetros de distancia, la joven es noticia día sí y día también. Todos los medios la vinculan con la colaboradora de Sálvame y eso que ella dejó bien claro que quería preservar su intimidad y ser una persona anónima. No quiere formar parte del show de su madre. Ambas sellaron una promesa con la que la de Paracuellos no hablaría de Andrea en televisión nunca. Sin embargo, hay cosas que se le escapan. 

Tras el fallecimiento de Fran Álvarez algunos medios han sacado a la luz la buena relación que tenía el camarero con la hija de Belén Esteban, que por aquel entonces era menor de edad. Según cuentan era como un padre para ella. Janeiro no ha acudido ni al tanatorio ni a la misa ni ha dado ningún mensaje en redes sociales. Sin embargo, si que acudió a un concierto de Justin Bieber en Londres. 

Miguel Marcos regresó el pasado martes junto a Belén Esteban de sus vacaciones, ya programadas, tal y como ha remarcado la colaboradora, en Tenerife. Un descanso que les ha venido muy bien a ambos para alejarse de los focos. Algo que el conductor de ambulancias no lleva del todo bien. Igual que Andrea Janeiro, Miguel le hizo prometer a Belén que preservaría su intimidad y así ha sido. Él nunca hace declaraciones e intenta desvincularse de las cámaras. Mucho más ahora que persiguen a la pareja 24 horas al día.

Belén Esteban ha vuelto a ser noticia a raíz del triste y duro fallecimiento de Fran Álvarez que ha pillado a todo el mundo, especialmente a sus familiares y amigos, por sorpresa. Desde que la colaboradora se enteró de la noticia a través del programa Viva la vida, no salió de casa en toda la tarde del domingo. Solo se la pudo ver en la calle una sola vez, vestida completamente de negro. Y lejos de lo previsto, no asistió ni al tanatorio ni a la misa. Como tampoco concedió ninguna entrevista al respecto. 

Belén Esteban se ha tomado unos días de vacaciones que ya estaban programados desde hace tiempo en su agenda. Ha viajado hasta Tenerife con Miguel Marcos. Este miércoles la de Paracuellos regresaba a plató tras doce días de ausencia y tanto ella como los espectadores y todos los medios sabían que le iban a preguntar por Fran Álvarez, pero ella no quiso hablar. "Ni me he pronunciado, ni me voy a pronunciar, solo quiero mandar un abrazo muy fuerte a sus padres, a sus hermanas y a su hijo, especialmente a su madre Maruja", fueron las primeras palabras de Belén Esteban, que contestaba así a Carlota Corredera sobre el fallecimiento del que fue su marido.

belén esteban y carlota corredera

"Por respeto ni se me ha pasado por la cabeza decir nada, en ningún momento. Que poco me conoce la gente", declaró al respecto. En ningún momento se planteó hablar del tema. "Yo he hecho lo que tenía que hacer. Quiero mandar un beso muy fuerte a Mariví Tina, que una vez más me han demostrado todo lo que me quieren, mis dos amigas de siempre", continuó Belén, negando así los rumores de un distanciamiento con su amiga Mariví: "Lo llevan diciendo hace mucho tiempo y es completamente falso, Mariví es mi amiga de toda la vida y jamás hemos tenido un problema. Sabéis que han sido mis amigas de siempre y siguen siendo mis amigas para siempre", sentenció.

Belén Esteban niega que hablase con la familia de Fran Álvarez y que le pidiesen silencio por respeto: "No voy a decir si he hablado con la familia o no, solo he hecho lo que tenía que hacer y entiendo el dolor de la familia que tienen que estar rotos, pero yo no voy a decir nada". De su silencio explicó: "Me lo quedo para mi y la gente que me quiere. Lo más mínimo que diga lo van a utilizar y no es justo. Lo dejo pasar". En cuanto a los que la criticaron por salir de su casa ese mismo día respondió: "Salí a comprar el pan y a tomarme el café como hago todos los días y después con mi marido Miguel a unas vacaciones que tenía programadas". 

También desmintió que hiciera una promesa a la familia del que fue su silencio y asegura que si no habló es porque así lo consideró: "No he prometido nada a la familia, ni me han pedido nada, si yo no hablo es porque no debo ni quiero".

La expectación era máxima. Se había anunciado a bombo y platillo. Sin embargo, las audiencias no acompañaron a Belén Esteban. La princesa del pueblo ya no interesa como antes y de ésto se ha aprovechado Toño Sanchís, quién como siempre ha publicado unos vídeos y fotografías donde analiza las audiencias del formato. Mínimo en todas sus franjas. 

 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad