¡A Maria Patiño se le salen del bikini! Publica esta foto ¡y se ve esto!

La colaboradora de Sálvame se toma unas merecidas vacaciones y regresan las críticas

Fotografía: ¡A Maria Patiño se le salen del bikini! Publica esta foto ¡y se ve esto!
Fotografía: ¡A Maria Patiño se le salen del bikini! Publica esta foto ¡y se ve esto!

Ahora va, ahora viene. María Patiño ha vuelto a desaparecer de Sálvame y el motivo no es otro que sus merecidas vacaciones. Después de estar un par de días durante la Nochebuena en Galicia, ahora se vuelve a escapar. La presentadora está disfrutando al lado de los suyos, entre los que se encuentran su pareja y su hijo. En este segundo round, la gallega ha optado por coger algo de color y calor. Se ha desplazado hasta Canarias, donde la temperatura es muy agradable

Ha sido ella misma la encargada de compartir el destino en el que se encontraba a través de sus historias de Instagram. La joven ha encontrado la paz y la desconexión que llevaba pidiendo a gritos durante estos últimos meses. Concretamente está en Fuerteventura. Ha reservado un lujoso resort de cinco estrellas gran lujo al norte de la isla, en Corralejos. Está a pie de mar y cuenta con una escuela de surf. Podrá disfrutar por tanto de uno de los deportes que más le gustan. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Tú justicia no entendida es la mayor injusticia.

Una publicación compartida de Maríapatiño (@mariapatino1508) el

La presentadora ha compartido una de sus tantas fotografías en bikini para dar envidia a sus seguidores. Lo que no sabía es que iba a recibir una avalancha de críticas. “Tú justicia no entendida es la mayor injusticia.”, comenta en el pie de foto. No solo su trabajo siempre se ha puesto en tela de juicio, sino que además su cuerpo entra constantemente en debate. 

Todas las miradas se han centrado en sus pechos. Aunque en la fotografía aparece de perfil, se puede ver como sobresalen del traje de baño. Muchos creen que esto se debe a un nuevo retoque estético. «Te has puesto más», le escriben. «Tamaño XL» o «eres más artificial que una muñeca». Ella, que nunca esconde sus operaciones o retoques, no ha hablado de ello. 

Pero no es la única crítica. A María Patiño le conviene más publicar fotografías de paisajes, así se ahorra las críticas. Parece que nada de ella gusta. Las críticas también se han cebado con su cabello. “Por dios ese pelo, una fregona parece” haciendo referencia a su pelo al natural.