Sorpresa final con Qatar Airways

El Barça intenta reconducir las negociaciones y presiona con tres ofertas a la aerolínea catarí

Fotografía: Sorpresa final con Qatar Airways » Diario Gol
Fotografía: Sorpresa final con Qatar Airways » Diario Gol

El matrimonio de conveniencia entre el FC Barcelona y Qatar Airways amenaza ruptura total. Seis meses después del acuerdo verbal que Javier Faus, ex vicepresidente económico del club, alcanzó con la aerolínea catarí, la renovación del contrato de patrocinio parece que está a punto de saltar por los aires. Las relaciones entre las dos partes se han tensado mucho y el Barça ya contempla otras opciones para la camiseta del primer equipo de fútbol. Su objetivo es lograr el mejor contrato de patrocinio de la historia, pero, según ha podido saber Diario GOL, no se puede descartar un acuerdo final entre la entidad azulgrana y Catar. El aeropuerto de la capital catalana es fundamental para la promoción y la expansión de la compañía aérea.

El Barça ya trabaja con la hipótesis de que no renovará el contrato de patrocinio que firmó en 2010 con el Gobierno de Catar. El club tiene tres ofertas (una europea, una americana y una asiática) para la camiseta con unas cifras superiores al actual contrato con Qatar Airways y próximas a los 65 millones de euros anuales que pide a la aerolínea tras ganar la Liga, la Copa y, sobre todo, la Champions.

Josep Maria Bartomeu, presidente del Barça, y Manel Arroyo, vicepresidente de marketing y media, han sido los dirigentes encargados de negociar el nuevo contrato con Qatar Airways. Los dos directivos quisieron una mejora de los 60 millones que pactó Faus y entonces comenzaron las discrepancias y los reproches. En el país del Golfo Pérsico molestó la utilización de su marca comercial en las últimas elecciones presidenciales del Barça para desacreditar a Bartomeu. Sólo el actual presidente defendió los beneficios de un acuerdo que aportará 170 millones de euros al club en cinco años y medio (desde el 1 de enero de 2011 al 30 de junio de 2016).

Asamblea de socios compromisarios

Bartomeu y Arroyo rompieron las negociaciones antes de la asamblea de socios compromisarios del pasado 25 de octubre. Desde entonces, se han mostrado muy prudentes en sus declaraciones. Apenas se han producido filtraciones sobre las negociaciones con Qatar Airways, para malestar de Nike, que necesita saber el nombre comercial que deberá estampar en las camisetas del Barça de la próxima temporada.

El Barça sigue trabajando con mucha discreción. El acuerdo de renovación con Qatar Airways es cada vez más difícil, pero no imposible. El Barça presiona con otras ofertas y la aerolínea se deja querer por el PSG. En el club azulgrana, no obstante, saben que el aeropuerto de Barcelona es estratégico para Qatar Airways. Por eso, puede haber sorpresa final.

Publicidad