Sergi Roberto no llega a un acuerdo con el Barça para renovar y podría salir con destino a Inglaterra

La continuidad de Sergi Roberto cada vez está más lejos y en Inglaterra ya tiene a varios equipos dispuestos a contratarle si sale del Barça

Sergi Roberto
Sergi Roberto

Sergi Roberto es uno de los jugadores que ha sido más criticado por la afición del FC Barcelona en los últimos tiempos. Su lugar en la primera plantilla no gusta a todo el mundo y pese a que siempre convence a los entrenadores por su polivalencia dentro del campo.

En el inicio de temporada fue silbado por su propia afición debido a su bajo rendimiento en el lateral y a no haberse bajado el salario cuando tocaba para que Leo Messi se hubiera podido quedar en el equipo y eso le ha pesado al canterano, quien estaba derrumbado en el vestuario tras el primer partido de Champions League en el Camp Nou.

Incluso Gerard Piqué tuvo que salir en su defensa con las siguientes declaraciones: “A mí me duelen mucho, personalmente. Porque conozco a la persona, es un ser humano espectacular y quiere a este club más que nada. Me gustaría recordarle a la gente que no es lateral. Nosotros, por su polivalencia, muchos años acabó jugando de lateral. Hoy ha vuelto a jugar de carrilero. Y es que él es interior de toda la vida, es mediocampista. Hace el sacrificio para jugar en esa posición, lo ha hecho fenomenalmente muchas veces. Duele, duele muchísimo. La gente es libre de manifestar lo que opine, pero, si me preguntas a mí, personalmente me duele muchísimo”.

Sergi Roberto
Sergi Roberto

Una renovación que no se cierra

El club azulgrana y él estaban intentando llegar a un acuerdo de renovación en el que se bajaba el sueldo a Sergi Roberto un 50% de lo que gana actualmente. Una noticia que demuestra el barcelonismo del jugador. Sin embargo, el tiempo de duración parece que ha sido la gran piedra de toque.

Mientras que Sergi Roberto pedía un contrato de 5 años para poder retirarse con la camiseta del Barça, el club solo le ha ofrecido dos años, lo que ha detenido la renovación. En Inglaterra tanto Manchester City como Arsenal parece que están pendientes de cómo acaba el culebrón con el canterano azulgrana, quien puede acabar saliendo por la puerta de atrás.