Marco Asensio nunca será Balón de Oro: nadie en Europa paga por su traspaso

El delantero español del Real Madrid Marco Asensio está cada vez más señalado en el conjunto blanco

Marco Asensio
Marco Asensio

Pasan las semanas, pasan los partidos, y la paciencia en el Real Madrid con Marco Asensio se va acabando. Y es que ayer, de nuevo, ante el Valencia, Zidane apostó por Marco como titular, pero el balear no estuvo a la altura.

Escorado en la banda derecha y a pierna cambiada, Asensio demostró que no pasa por un buen momento y que las cosas no le salen. Pero lo que preocupa realmente en el Real Madrid es precisamente eso, que muchos ya empiezan a pensar que no es una cuestión de racha, sino de nivel.

Y es que no fueron precisamente pocos los que, hace años, cuando Asensio deslumbro en varios partidos en el Bernabéu, hablaron de él como un futuro Balón de Oro. Un mero sueño de muchos que veían al español mucho mejor de lo que en realidad es. Mejor dicho, mucho mejor de lo que en realidad demuestra que es.

Marco Asensio
Marco Asensio

Ojo al futuro de Marco Asensio

Y es que el mallorquín tiene calidad de sobras para estar en el Real, pero, al menos desde que volvió de la grave lesión la temporada pasada, su juego no ha vuelto a ser el de antes. Asensio es un tipo de momentos, de chispa, con una zurda de oro que, cuando la saca a pasear cerca del área, es letal.

Pero de eso hace ya mucho y el presidente Florentino Pérez es el primero en reconocer que no sería mala idea deshacerse de él o aprovechar su venta en alguna de las operaciones que prepara para este verano.

El problema para el Madrid es que, al menos a día de hoy, ninguno de los grandes de Europa ve a Asensio como un jugador por el cual estén dispuestos a hipotecarse. Los 150 millones de euros que ofreció el Liverpool de Jürgen Klopp hace años por Marco han quedado en el mundo onírico de Florentino, que ve como nadie en Europa quiere pagar grandes cantidades ahora por él.

Asensio es joven y puede recuperar esa versión que llevó a muchos a elevarlo a categoría de estrella. Eso sí, si sigue rindiendo como en los últimos partidos, parece que ese día quizás no llegará nunca.