Los fantasmas de Gareth Bale

El delantero galés vuelve a quejarse de sus problemas musculares  

Fotografía: Los fantasmas de Gareth Bale
Fotografía: Los fantasmas de Gareth Bale

Gareth Bale sigue lesionado y Zinedine Zidane ya no le espera para el partido de ida de los octavos de final de la Champions contra la Roma. El delantero galés todavía tiene molestias en el sóleo de la pierna derecha y el entrenador del Real Madrid no forzará su reaparición para evitar otra recaída.

Zidane lo tiene claro: Bale, salvo una milagrosa recuperación en la última semana, no jugará el 17 de febrero en Roma. Un mes antes, el 17 de enero, el futbolista galés se lesionó durante el partido de Liga que el Real Madrid disputó contra el Sporting en el Bernabéu. El parte médico del club blanco informó de que sufría «una rotura muscular en el sóleo de la pierna derecha».

Futbolista de cristal

Bale es un futbolista de cristal. En los últimos dos años ha sufrido seis lesiones en el sóleo. El anterior contratiempo fue en septiembre. Entonces reapareció después de siete semanas de baja y una cuidadosa recuperación.

«Es una persona muy sensible al dolor. Es extremadamente hipocondríacos», reconocen una fuente del Real Madrid.

La recuperación de la última lesión parecía que era muy favorable. En la última semana, sin embargo, Bale se ha quejado a los servicios médicos del club. Éstos no han detectado ningún problema y se remiten a las sensaciones del jugador. Pero en el Madrid no quieren forzar su reaparición y Zidane ya piensa en el partido contra la Roma sin el delantero galés en el once titular. Lo más probable es que opte por un centro del campo con cuatro jugadores para tener un mayor control del juego.