Jugador del Liverpool de Klopp rechaza a Florentino Pérez

Uno de los cracks del Liverpool de Jürgen Klopp no quiere saber nada ahora del Real Madrid

Jürgen Klopp
Jürgen Klopp

El Real Madrid volverá a verse las caras con el Liverpool esta noche en Valdebebas en la ida de los cuartos de final de la Champions League. Un partido en el que los blancos y los red se enfrentarán de nuevo tras la final de Champions protagonizada hace ya unas temporadas con la polémica falta de Sergio Ramos a Salah que dejó al egipcio fuera del partido.

Un Salah que, por mucho que hayan pasado ya varias temporadas desde el incidente, no ha olvidado el polémico incidente. Así, teniendo en cuenta además que los de Jürgen Klopp tienen en la Champions la única esperanza de acabar esta temporada con buenos resultados, el extremo irá con todo esta noche.

Salah, uno de los cracks del Liverpool, no quiere saber nada de Florentino Pérez

Un Salah también que, como bien saben los seguidores del Real Madrid, está en la agenda de Florentino Pérez. Ojo, también en la del Barça. De hecho, fue el propio delantero el que aseguró hace un tiempo que estaría encantado de jugar en uno de los dos grandes de España.

Su salida de Liverpool irá estrechamente ligada al final de temporada en Anfield. Si los de Klopp no acaban con buen sabor de boca, es muy probable que el egipcio haga las maletas y que los ingleses reconstruyan buena parte de su plantilla.

Mo Salah
Mo Salah

En ese caso, las opciones de Salah serán varias, entre ellas el Real Madrid, el Barça, el Bayern o incluso alguno de los grandes de la Serie A. El problema para Florentino es que, al menos ahora, parece ser que el extremo no tendría en el club blanco una de sus prioridades.

Entre otras cosas porque, por un lado, no le hace ninguna gracia ser el segundo plato para nadie (no es ningún secreto que el Madrid tiene como objetivos prioritarios a Kylian Mbappé y a Erling Haaland), y, por otro, entiende que lo mejor sería ir a para a un club con un ilusionante proyecto por delante.

No es el caso de un Real Madrid que, con Florentino Pérez más al mando que nunca d las operaciones, prioriza el rigor económico y poder configurar una plantilla que encaje con las necesidades antes que ir a formar un equipo top cueste lo que cueste.