Florentino Pérez activa el nuevo tridente del Real Madrid: escabechina total

El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, pone en marcha el cambio generacional en la línea de ataque

Florentino Pérez
Florentino Pérez

A pesar de no haber llegado al ecuador de la temporada, en el Real Madrid ya piensan en la plantilla del próximo curso. El equipo necesita una renovación con urgencia y, tras haber pasado varios veranos con la austeridad como filosofía, será el momento de remover el mercado. Este sábado contra Osasuna volvió a quedar claro que el equipo precisa una remodelación.

Sobre todo en la línea de ataque. Karim Benzema y Eden Hazard mostraron esa versión bajo mínimos que cada vez se repite más en la vanguardia del conjunto madridista. Y la situación está pidiendo un relevo generacional a gritos.

Eden Hazard
Eden Hazard

Mbappé y Haaland son los favoritos

Entre los favoritos a reforzar el equipo, Florentino Pérez tiene dos nombres marcados en rojo en su cartera de fichajes. Estos son Kylian Mbappé y Erling Haaland, los dos jugadores más prometedores (y deseados) del Viejo Continente. Dos futbolistas que, atención, no descarta en la capital firmar de una sola tajada. La operación no será fácil, pero está entre los planes del presidente. O al menos intentarlo.

El fichaje más costoso sería, con diferencia, el de Mbappé. El jugador termina contrato en 2022, y entre las opciones está esperar a que pueda salir con la carta de libertad. Pero en la casa blanca no son partidarios de dar más tiempo al Paris Saint-Germain para que cierre una renovación en la que llevan trabajando en la capital francesa desde hace semanas.

Kylian Mbappé
Kylian Mbappé

Florentino Pérez quiere a los dos

Además, consideran que deben aprovechar ahora que el PSG anda haciendo cábalas para contratar a Leo Messi de cara al próximo curso. Al fin y al cabo, en el Parque de los Príncipes no tendrán pan para todos.

Con todo, en Chamartín están dispuestos a llegar hasta los 150 millones de euros entre fijos y variables, al margen del elevado sueldo que saben que tendrán que ofrecer al crack.

La operación de Haaland pinta más asequible, aunque no por ello más fácil. El futbolista tiene una cláusula en su contrato que puede ejecutar a final de curso y que le permitiría salir del Borussia Dortmund a cambio de 75 millones de euros. Y serán varios los grande de Europa los que se meterán en la puja. Al final todo dependerá de lo que cada club esté dispuesto a pagar a Mino Raiola a modo de comisión.

Aunque para entrar, primero hay que dejar salir. Más aún con el recorte que se ha producido en la masa salarial que permite la Liga. Y el presidente ya ha elegido a los que dejarán hueco.

Hazard se queda fuera del nuevo tridente de Florentino Pérez

Uno de ellos es Eden Hazard, un jugador que no ha dado ni una mínima parte del rendimiento que se le presuponía. Este sábado volvió a firmar un partido para olvidar en el que no aportó nada al conjunto blanco.

El belga, fichaje que llegó bajo petición expresa de Zidane, ha terminado con la paciencia del presi, que no dudará en abrirle las puertas si llega una oferta que cumpla unas mínimas condiciones. El ex del Chelsea no entra en el nuevo tridente.

La salida de Benzema, imprescindible para hacer sitio a Haaland

El otro futbolista que apunta a víctima de la escabechina es Karim Benzema. Al delantero galo le quedara un año de contrato el próximo verano, lo que convierte el mercado estival en la última oportunidad para sacar algo por su traspaso. Porque en el Madrid no hay intenciones de renovarlo. Además, Haaland nunca firmará por el Madrid mientras el francés esté en el equipo con Zizou de entrenador. Sabe que con el galo corre el riesgo de no tener la titularidad absoluta.

Osasuna-Real Madrid
Osasuna-Real Madrid

Aunque tampoco se descartan las ventas de jugadores como Vinícius o Marco Asensio, dos futbolistas que estarán a examen hasta final de curso. O que está claro es que a Florentino, después de haber reservado la caja durante los últimos años, le salen las cuentas.

Aunque tampoco se descartan las ventas de jugadores como Vinícius o Marco Asensio, dos futbolistas que estarán a examen hasta final de curso. O que está claro es que a Florentino, después de haber reservado la caja durante los últimos años, le salen las cuentas.